Mientras se define su futuro, Jiménez juega a meter goles

FOTO: JORGE BARRERA

RAÚL Jiménez pisa y suena fuerte.

El sábado pasado, en la goleada que el América le propinó al Puebla, el delantero de las Águilas abrió las alas y además le dio tres picotazos a La Franja, que lo ubican como el mejor artillero en la lucha por el título de goleo del tempranero Apertura 2014.

Lo que sucede es que Raúl “sigue distraído” debido al interés del Porto de Portugal. Por eso, antes de que ocurra cualquier otra eventualidad y que más portadas lusitanas lo pongan en lo más altos reflectores, ESTO, el Diario de los Deportistas habló con él para compartir el río de emociones por el que transita su mente.

Y es que tanta distracción se ejemplifica simplemente en el día a día de su cotidianeidad…
“Lo que pasa es que me puse los zapatos al revés, por eso hice tres goles. Quise experimentar y sí, salió”, recuerda sonriente, con júbilo.

No es la primera vez que marca un “hat-trick”; ésta es la segunda, la anterior fue en la Liguilla pasada contra Santos y hoy “lo puede hacer, ha sido un sábado redondo, donde el equipo en general hizo bien las cosas y en lo personal tuve buen desempeño”, explica.

El mejor alimento de un delantero es el gol, Jiménez lo sabe, por lo que en dotación de tres sabe más. “A veces luchas tanto, le buscas, realizas toda clase de remates y no cae el gol, como en esta ocasión, los goles caen por racimos, pero gracias también al trabajo de mis compañeros”, reconoce.

Aclara que no por el hecho de haber marcado un triplete ya se siente el mejor, mas tampoco el peor cuando se va en blanco y vuelve a bromear… “Me seguiré poniendo los zapatos al revés, quiero seguir anotando”, comparte risueño para rememorar que al marcar el penalti frente a los Camoteros, “yo fui por el balón, nadie de mis compañeros me dijo algo, y eso me dio confianza para disparar así”.

Aunque su cuota se numera por tres, Jiménez, fiel a su estilo, de calido y sencillo, no se cree la figura, ya que “aquí todos somos héroes y si alguien hace goles, qué bueno, hoy me correspondió a mí y a Peralta”.

“Contra Xolos –dice–, el de la victoria lo hizo Pablo Aguilar, pero se gana cuando se busca”.

EL TIEMPO DIRÁ…

Acerca de su futuro inmediato y ante el coqueteo del Porto, que lo acecha centímetro a centímetro, Jiménez deja al tiempo su anhelo europeo…

“Se va a dar lo que se tenga que dar, que será lo mejor para mí”, filosofa. “Estoy consciente de que el América es grande, de que si me quedó sería lo mejor para mí y lo otro podría presentarse después, cuando sea el momento, eso no es algo que me apure, pero no deja de ser un sueño”, comparte.

Aunque, como reza el refrán, “despacio que voy deprisa”… “Hay que ir paso a paso, con calma, y lo que se dé será lo mejor para mí. Cuando sea el momento me iré, mientras estoy en un equipo que sería lo mejor para mí”.

Jiménez ha tenido la ocasión de enfrentar a una de las últimas joyas americanistas, Cuauhtémoc Blanco, algo que lo llena de orgullo, porque “despertó interés su presencia”.
Sin embargo, “primero está el América, luego el América y al último el América”, finaliza sincero este nuevo ídolo amarillo.

Jérémy listo para jugar

Desde la semana pasada, el galo ya hacía circuitos y un poco de futbol

Nico Castillo va de menos a más en su adaptación

El delantero chileno no ha podido recuperar el nivel mostrado con Pumas.

Miguel Herrera entre los mejores entrenadores del mundo

El estratega mexicano ocupa el puesto 19 entre los mejores técnicos del mundo

Marioni no descartaría dirigir al América en un futuro

Marioni, señaló que si en un futuro le ofrecen dirigir al América este no lo vería con malos ojos.

LO ÚLTIMO
LO MÁS VISTO
Newslwtter
NOTICIAS