Broncos-Patriotas, se calientan los ánimos

Mexico, 2016-01-21 23:00:15 | Redacción ESTO

ENGLEWOOD, Colorado, (AP).- Resulta que Rob Gronkowski propina empujones indebidos y que Tom Brady es un llorón. Es la semana en que se definirá el título de la Conferencia Americana, así que no es raro que alguien se queje sobre los Patriotas de Nueva Inglaterra.

Esta vez son los Broncos de Denver, quienes han ventilado en los medios tradicionales y en las redes sociales sus motivos de descontento con el equipo al que enfrentarán el domingo. Con ello, los Broncos seguramente quieren estar en los pensamientos de los Patriotas, y posiblemente de los árbitros para el encuentro.

No es una sorpresa que los primeros golpes hayan apuntado contra el tight end Gronkowski. Los Broncos sugirieron que suele empujar a los rivales, y explicaron que, ante las dificultades para derribarlo de otro modo, lo mejor es darle golpes en sus delicadas rodillas.

A Gronkowski no le causaron gracia los comentarios, y profirió insultos en Twitter.

Los dardos se dirigieron también hacia Brady, quien supuestamente se la pasa quejándose ante los árbitros.

“Sólo estamos hablando”, dijo el tight end de los Broncos, Vernon Davis. “No creo que nadie haya dicho algo para apuntar contra alguien de los Patriotas”.

Las declaraciones se han moderado ahora, cuando comenzaron los preparativos reales para el duelo. Sin embargo, han servido para escribir titulares que acompañen a la nota central sobre el partido: el 17mo duelo entre Brady y Peyton Manning.

Entre esos titulares han destacado dos:

-Brandon Marshall, linebacker de los Broncos, dijo que Gronkowski aprovecha su corpulencia para propinar empujones indebidos.

-Antonio Smith, integrante de la línea defensiva, la emprendió contra lo que considera un lloriqueo de Brady. “Nunca he visto que un quarterback mire a los árbitros tantas veces como lo hace Brady en cuanto es capturado”, afirmó. “Cada vez que lo capturan, mira al árbitro como diciendo ‘¿lo vio?, me derribaron. ¿Eso debió ocurrir? Me golpearon un poco fuerte. Por favor, lance un pañuelo para imponer un castigo de 15 yardas. Haga que lo multen”’.

Pero el comentario que sacó de sus Casillas a Gronkowski fue la mención que hicieron distintos jugadores de los Broncos acerca de sus rodillas.

“Sólo me estaba divirtiendo un poco con esto. Esperaba provocar algunas risas cuando lo hice”, señaló Gronkowski en referencia a su tuit. “Todo es divertirse y jugar con esto”.

Danny Trevathan, linebacker de Denver, no encontró muy cómicos los insultos.

“Me alegra que se sientan confiados. Creo que esa gente busca algo de atención”, manifestó. “Mi trabajo no es prestársela sino hasta el domingo. Mi trabajo es anularlos cuando lleguen aquí y hacer lo posible para que cierren la boca”.

En cuanto a la afirmación de que Brady busca a toda costa que los árbitros marquen infracciones de sus rivales, el quarterback consideró que no está seguro de si incurre en esos actos más que otros colegas de la liga.

“Si los árbitros quieren lanzar el pañuelo, me encanta que lo lancen por infracciones de los rivales, sin duda”, explicó. “Ello hace que nuestro equipo avance, y eso es parte del fútbol” americano.