¡Empate dorado! El "Gran Pez" se aferra a la vida

Mexico, 2016-04-01 23:56:18 | Redacción ESTO

POR TONATIUH G. TRUJILLO

FOTOS: ÓSCAR RAMÍREZ

ENVIADOS ESPECIALES

VERACRUZ.- El ‘Gran Pez’ aún vive. El Ascenso tendrá que esperar a su nuevo integrante, porque esta noche Dorados se plantó de forma estoica en el ‘Pirata’ Fuente para sacar un dramático empate sin goles a los Tiburones Rojos. Batalla de alta mar en el Puerto Jarocho, que apenas sirvió para alargar la agonía del conjunto sinaloense.

Juan Ángel Albin tuvo la victoria en sus pies, mas en vez de patear al arco hizo un recorte de más y se transformó en el villano de esta historia.

Con este empate los pupilos del Profe Cruz deberán esperar los resultados de Monarcas y Chivas, quienes en caso de ganar sus respectivos encuentros, los de Culiacán están 99% descendidos, pues se mantienen en el fondo de la tabla porcentual y general.

Por su parte Carlos Reinoso se tambalea en el banquillo de los escualos, pues en este torneo únicamente han logrado un triunfo y se ubican en la posición 15 con diez unidades.

EL JUEGO

Juan Ángel Albin dejó al Puerto Jarocho boquiabiertos, pues nadie podía creer lo sucedido…

El camisa 10 de los escualos entró al área con balón controlado y con un movimiento de cintura dejó plantado en el césped a Luis Michel para definir, pero con el afán de hacer más vistosa la jugada, el charrúa realizó un tremendo “oso”, pues al buscar entrar a la portería con todo y pelota, el delantero escualo estrelló su disparo en Néstor Vidrio, quien hizo el esfuerzo para evitar la caída de su meta y así convertirse en el héroe dorado y por otro hizo quedar al jarocho como el villano; situación por la cual el público asistente soltó las mentadas y los abucheos en contra del artillero.

La jugada errada por Albin fue el fiel reflejo del encuentro. Ambos equipos sufrieron en cuestiones tácticas, pues durante los primeros 45 minutos ni el cuadro dirigido por el “Maestro” Reinoso, ni por el “Profe” Cruz logró completar una serie de pases, ya que las desatenciones estuvieron a la orden del día. Zamora, buscó diversos cambios de juego que culminaron en las tribunas; Morelo disparó de forma endeble al grado que Melitón únicamente vigilaba, Meneses equivocaba sus pases y los entregaba al contrario y viceversa, situación que generó malestar e inconformidad al público, el cual se dedico a bostezar o platicar con sus vecinos de butacas.

A pesar de que Dorados como Veracruz exhibieron un futbol tedioso y sin idea futbolística, los culichis hacían de las suyas, pues el empate les servía para la cuestión del descenso.

El silbatazo de Santander le ofreció al público un respiro y la ilusión de que el complemento sería mejor.

Durante el entretiempo, el Profe Cruz habló enérgicamente con sus Dorados, a quienes les exigió un último suspiro, pues en caso de una derrota estaría prácticamente en el Ascenso. Ante esta situación los culichis saltaron al campo dispuestos a dejar, sudor, lagrimas y sangre en el “Pirata” Fuente, así que en diversas ocasiones pusieron en aprietos a Melitón, quien enardecido le gritaba a su defensa pues dejaban que Chará, Caraglio y Morelo hicieran de las suyas.

Con un Dorados volcado al frente, los Tiburones bucsaron cazar a su presa en el contragolpe, pero Michel estoicamente sacó los riflazos del “Keko” y de Furch, quienes aparecieron poco en el encuentro.

Los minutos transcurrían y el final del cotejo estaba muy cerca. Dorados tenía en la bolsa un valiosísimo punto, el cual alargaba su agonía y esperar lo que hiciera Morelia y Chivas por lo que defendió a muerte la igualada. Vidrio, Meza, Arreola y el “Propela” García se emplearon a fondo para salvaguardar su arco en diversas ocasiones y así llevarse a Culiacán un empate que vale oro y lo mantiene vivo en su lucha por no descender.