Luis Enrique se olvida de la derrota

Mexico, 2016-04-02 15:54:18 | Redacción ESTO

Foto: AP

Barcelona, 2 abr (EFE).- El entrenador del Barcelona, Luis Enrique Martínez, ha instado a sus jugadores a “levantarse” tras la derrota cosechada ante el Real Madrid (1-2), que ha terminado con una racha de 39 triunfos consecutivos del equipo azulgrana.

En la rueda de prensa posterior al encuentro, el preparador azulgrana ha lamentado los últimos quince minutos de partido, cuando no pudieron controlar las transiciones del conjunto entrenado por Zinedine Zidane.

“El Madrid tiene calidad para discutirnos el balón. Hicimos una primera parte muy buena, pero el fútbol es complejo. En esa segunda parte nos han generado dos, tres transiciones y hemos entrado en unos últimos 10 minutos complicados”, ha analizado.

En cualquier caso, el asturiano se ha mostrado satisfecho con la actitud de sus jugadores y ha opinado que lo más justo hubiera sido un empate.

“Me voy contento con la actitud de mis jugadores, pero no por el resultado. Podríamos haber ganado, aunque un empate hubiera sido lo más normal. Espero que sea un resultado aislado. Tengo confianza en mis jugadores. A día de hoy somos los más regulares, pero debemos mantener esa regularidad hasta el final”, ha puntualizado.

Por ello, ha pedido pasar página y afrontar lo que queda de temporada con confianza. “Hay que levantarse y preparar la Liga de Campeones, un partido de una dificultad máxima. Los líderes somos nosotros, quedan siete jornadas, pero tenemos que seguir haciendo méritos”, ha señalado.

Preguntado por si le duele especialmente la derrota de hoy ante el eterno rival, Luis Enrique ha insistido en levantarse: “Este partido ya no existe. Ya no hay dolor. Uno no escoge donde va a perder. La derrota te enseña a que todos los títulos siempre tienen dificultad”.

Tras el cambio de Rakitic por Arda en el minuto 73, el Barcelona ha empezado a sufrir más de lo habitual. En este sentido, Luis Enrique ha defendido su decisión.

“Arda nos podía dar algo en ataque. Ha tenido mala suerte cuando el partido se ha vuelto algo loco. Así es el fútbol es un juego de errores y hay que estar preparados para asumirlos”, ha concluido.