Con poco ruido, Morelia se acerca a la Liguilla

Mexico, 2016-04-02 22:40:02 | Miguel Ángel Mujica

Foto: Érik Estrella

MORELIA.- Sin mucho ruido, Morelia se acerca a puestos de Liguilla. Los purépechas son cautelosos, se hacen fuertes en casa y solamente por diferencia de goles no amanecen entre los mejores ocho del campeonato.

Monarcas no tiene el juego más vistoso, aunque su zaga y las descolgadas de Cuero son suficientes para darles victorias.

Gracias a un penalti sobre Jefferson los ates vencieron al Puebla por 1-0. La expresión del “Chato” en el festejo es clara: ¡Escuchen a Morelia, que quiere Fiesta Grande!

EL JUEGO
Lleno de melancolía el Morelos guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de Lupita Alustiza.
La tristeza quedó de lado con el silbato de Fernando Guerrero.

Unos cuantos minutos de estudio fueron suficiente para los purépechas. Velázquez fue el primero en probar. El “Portaaviones” disparó solido a las manos de Campestrini.

Morelia no cesó. La presión a la salida poblana generó la segunda. Sansores habilitó a González, Nacho, frente a la meta camotera, cruzó demasiado su disparo. Se salvó Puebla.

El juego fue de más a menos. Pases erráticos, intentos lejanos y un toqueteo dormilón en medio campo arrancaron los bostezos de la grada.

Meza se hartó de fallas. Los errores de Sansores se fueron a la banca, Miguel Ángel le dejó su lugar al “Chino” Millar.

La Franja se animó en par de ocasiones, ambas terminaron en las manos de Felipe Rodríguez.
Rechifla generalizada finalizó con el primer tiempo.

Morelia utilizó “cuerazos” en el complemento para borrar a los camoteros. Jefferson cayó en el área por jalón de Dueñas. ¡Penalti para Morelia!

Maestro de las penas máximas, el “Chato” Rodríguez no perdonó a Campestrini. El meta se “calentó” a tal punto que reclamó fortísimo las decisiones del silbante Guerrero. Cristian perdió la cabeza y se fue a bañar temprano.

A partir de ese momento el choque se pintó rojiamarillo.

Monarcas tuvo tres para definir el encuentro. En un par Millar erró increíblemente ante portería vacía. La tercera fue la vencida.

La velocidad de Zárate lo hizo entrar al área, Jorge la puso en el fondo de la red pese a la estirada de Villaseñor.
El encuentro se terminó. Morelia se olvida del descenso, ve hacia arriba, la Fiesta Grande está cerca…