Para los rojiblancos, liguilla a la vista

Mexico, 2016-04-24 21:49:15 | Fernando Schwartz

POR FERNANDO SCHWARTZ

AÚN con el empate a uno, Chivas continúa en pleno ascenso y así lo demostró con la personalidad que se plantó en el estadio Hidalgo frente a los Tuzos del Pachuca. Chivas fue de menos a más y con un “Gullit” Peña que está en estado de gracia fue como el Guadalajara todavía estuvo cerca de la victoria, cuando en el último minuto estrelló una pelota en el travesaño, tras el cabezazo de Peña. Una vez más Matías prescindió de Omar Bravo buscando competir al tú por tú en dinámica a Tuzos y le funcionó la apuesta.

Además, una vez más el técnico de Guadalajara mostró deseo de ganar, metiendo a Javier López y a Omar Bravo, quienes entraron a causar peligros y disturbios atrás a la zaga de los Tuzos. Unos hidalguenses que tuvieron en Pizarro y Lozano a sus hombres dinámicos, más un “Conejo” Pérez que da una seguridad tremenda atrás. Guadalajara ya encontró su equipo tipo y esto a final de cuentas da coherencia para que las cosas marchen y siga metido en zona de Liguilla, quedando seis puntos por disputar.

La dinámica que Chivas ha adquirido con Zaldívar, Cisneros, Brizuela, “Gullit”, Orbelín es de demonios. Son rápidos, con dinámica, con idea, con futbol. El que desentonó un tanto en la noche fue Carlos Salcido, quien falló muchos balones en la salida. “Chapo” Sánchez, a pesar de su expulsión, dio un buen partido, siendo accidente que llegó tarde a esa jugada. Salcedo y Jair son sólidos en central y Aris Hernández viene bien embalado por izquierda. Los Tuzos dependieron mucho de Pizarro y “Chucky”, porque Urreta cuando entró, Boitia y Jara de arranque, nada más no funcionaron en la cancha. Guzmán es una joya, vaya manejo que tuvo en el medio del campo, y también de alabar la labor de Emmanuel García por izquierda. Medina, muy revolucionado, Murillo y González, sólidos atrás.

Guadalajara derrama confianza y entendimiento. El cambio que ha tenido en la Liga ha sido brutal. Estas Chivas desde la jornada once han sido otras, lucen embaladas, convencidas de su capacidad y sobre todo es de destacar el crecimiento de Carlos Peña. EL “Gullit”, desde que se habló fuerte con él y de él ha sacado lo mejor de su futbol. Hacía mucho tiempo que no veía tan pleno a Carlos, que de media punta ha encontrado su lugar importante. Además con su físico, el ida y vuelta que tiene su presencia es espectacular. Lo mismo dispara afuera del área que remata en el área, que recupera en su área y da salida. Además, es tal su momento de confianza que tomó la pelota con suma autoridad para cobrar el penalti y hacerlo en forma magistral.

Pachuca tiene una dinámica bárbara, pero Chivas le compitió al tú por tú. Además, como sucede en cada plaza donde se para, la afición del chiverío fue mayor a la de Tuzos y eso debe dolerle al que se hace llamar el equipo de México, porque el verdadero y el genuino es el Rebaño Sagrado, que una vez más levanta la sangre hervida con su accionar en el terreno de juego y con seis puntos por delante, con Liguilla a la vista. Este Guadalajara promete y mucho.

De aplaudir también la solidaridad de Omar Bravo. Ha aguantado como buen profesional ser relevo y cuando entra se mata, pelea y no da nada por perdido. Ese balón que peleó pegado a la línea con dos fue el tiro de esquina donde “Gullit” estrelló en el travesaño y pudo significar la victoria. Chivas anda en estado de gracia y eso lo agradece el futbol. De los cuatro grandes, Pumas ganó, Chivas empató, América y Cruz Azul perdieron. Así la 15.