Ellos son los más destacados de la fase de grupos

Mexico, 2016-06-23 09:45:38 | EFE

Cerrada la fase de grupos de la Eurocopa 2016, un once ideal lo podrían formar Neuer en portería; Srna, Boateng, Bonucci y Rami en defensa; Luka Modric, Andrés Iniesta, Payet en el centro del campo; y un ataque formado por Perisic, Bale y Morata.

Los once jugadores más destacados en su posición en la Eurocopa 2016 están siendo:

– MANUEL NEUER (Alemania): Alemania no ha encajado ningún gol en el torneo y presume de tener a uno de los considerados mejores arqueros del mundo. A la segunda juventud que protagoniza Gianluigi Buffon con Italia y con David De Gea tirando por tierra sus opciones con su mal partido ante Croacia, la figura de Neuer emerge entre todas. El guardameta del Bayern Múnich estuvo firme ante Irlanda del Norte y Polonia y fue clave con sus intervenciones ante Ucrania. La seguridad alemana comienza desde la portería.

– DARIJO SRNA (Croacia): A sus 34 años está viviendo su mejor torneo con Croacia en el lateral derecho. Una Eurocopa marcada por la desgracia, al abandonar un día por el fallecimiento de su padre, y por la regularidad que aporta a su selección el defensor del Shakhtar Donetsk. Ante España secó a uno de los jugadores que más brillaba, Nolito, y superó el examen de la superioridad que siempre crean las subidas de Jordi Alba. Apareció también en ataque frente a Turquía y República Checa.

– LEONARDO BONUCCI (Italia): Ha sido el ‘capo’ de la defensa más fiable de la Eurocopa hasta que Antonio Conte, con el liderato certificado y sabiendo que espera España en octavos, cambió todo el equipo para medirse a Irlanda. Bonucci lo jugó todo. Como libre en momentos de defensa de cinco o como central, el zaguero del Juventus ha ejercido gran poderío para reivindicar una nueva BBC, que integra con Barzagli y Chiellini. Pura fiabilidad.

– JEROME BOATENG (Alemania): el jugador fijo en el centro de la defensa de Alemania, única selección imbatida de la fase de grupos, ha ayudado a que salvo ante Ucrania, no haya sufrido ocasiones de peligro. El central del Bayern Múnich ha cambiado de pareja entre Mustafi y Hummels, manteniéndose siempre como valor seguro para Joachim Löw.

– ADIL RAMÍ (Francia): la lesión de Raphael Varane le abrió la puerta de la titularidad de la selección francesa y no ha desaprovechado su oportunidad. El central del Sevilla explota sus virtudes defensivas en el firme camino de Francia a los octavos de final y ha llamado la atención de clubes ingleses que pujarán por su fichaje.

– LUKA MODRIC (Croacia): una lesión muscular le impidió extender ante España su dominio del juego y los partidos que encaró Croacia. Modric es el abanderado del fútbol de su país, que se reivindica en la Eurocopa y se le presenta la opción de llegar muy lejos en la parte asequible del cuadro. El centrocampista del Real Madrid asumió el peso de la construcción, rompió líneas defensivas de rivales, y guió siempre a su equipo dejando además uno de los goles más bonitos del torneo con una volea desde fuera del área.

– ANDRÉS INIESTA (España): su magia enamoró a toda la Europa futbolística en las dos primeras jornadas. Dio dos clases de fútbol sobresalientes ante la República Checa y Turquía. España añoró su dominio en el estilo de juego cuando el desorden apareció ante Croacia. Ese mal encuentro no le quita de un once por ser el centrocampista con más toque junto a Toni Kroos del torneo, los más fiables en el paso, y en el caso del mago del Barcelona, con acciones asociativas para el recuerdo, imponiendo la calidad a la presión de varios rivales que siempre le acosan.

– PAYET (Francia): ha impulsado a la selección francesa añadiendo pegada a su estilo de juego veloz y vertical. El futbolista del Westh Ham dio el triunfo ante Rumanía en el último minuto. Ha explotado a espaldas de Antoine Griezmann y Olivier Giroud. Y repitió acierto goleador para salvar el honor ante Albania. Se ha convertido en el futbolista más desequilibrante francés.

– PERISIC (Croacia): extremo a la vieja usanza ha explotado sus virtudes en la primera fase de la Eurocopa para impulsar a Croacia al liderato del Grupo D con su tanto a tres minutos del final a España. La acción define al zurdo del Inter de Milán. Con dos tantos ha aportado a su selección la falta de pegada de los nueves.

– GARETH BALE (Gales): disfruta de la competición de su vida, el sueño de conducir a Gales a su primera fase final de Eurocopa y liderar a un grupo de futbolistas repletos de hambre de gloria. El extremo del Real Madrid acabó el curso en su mejor momento y lo extiende en la cita de Francia. Pleno de tantos en las tres jornadas, siempre desequilibrando con velocidad ante las defensas rivales para asistir cuando no marca. Cómodo en el papel de líder absoluto de su selección está siendo el mejor del torneo.

– ÁLVARO MORATA (España): el descaro de sus 23 años le hizo encarar con confianza eternos debates de la selección española como la dificultad de jugar de 9 con el estilo de juego de la Roja o los pocos goles en las fases finales. Del Bosque premió con confianza la irregular campaña de Morata en el Juventus, con fe ciega en sus condiciones como jugador de presente y mucho futuro. Le ha respondido con tres goles, máximo artillero del torneo, máxima entrega cada minuto que ha estado sobre el campo y un peligro continuo para rivales. Un doblete ante Turquía y el tanto que adelantó a España frente a Croacia le hacen indiscutible. EFE