Gignac y Payet, el toque Bielsa de Francia

Mexico, 2016-07-06 12:04:00 | Alfonso Ruiz

El centrocampista Dimitri Payet y el atacante André-Pierre Gignac son parte del toque Marcelo Bielsa en los Bleus, dos jugadores importantes para Didier Deschamps que el ‘Loco’ pulió en su etapa de entrenador del Marsella y los está aprovechando Francia en esta Eurocopa.

Payet “podría haber sido el mejor jugador del mundo” si hubiera trabajado con Bielsa desde sus 20 años, aseguró a la AFP Jan Van Winckel, exayudante de campo de Bielsa, que desde este miércoles es el nuevo entrenador del Lazio italiano.

Precisamente, fue el Loco quien rescató a Payet, uno de los nuevos héroes franceses y responsable en parte del pasaje de su selección a semifinales de la Eurocopa con sus aceleraciones, asistencias y goles, antes de irse al West Ham.

“Nadie en Marsella se sorprende por esto. La única sorpresa es que llegó un poco tarde, porque un jugador como Dimitri (29 años) podría jugar en cualquier club del mundo, Real Madrid o Barcelona incluido”, dice Winckel.

“La Liga le habría convenido un poco más, pero encontró un buen club (West Ham) con varios jugadores ofensivos que le permiten concentrarse en sus cualidades. Tiene mucha calidad técnica, es ágil, es casi imposible sacarle el balón”, analiza la exmano derecha del Loco.

– Mejor jugador del mundo –

“‘Dimi’ es probablemente el mejor jugador del mundo en actividad, junto con Iniesta. Corre alrededor de 11 kilómetros por partido y más de 1 km por arriba de los 20 Km/h”, dice el belga, agregando que “son estadísticas fantásticas para un mediocampista”, apuntó

“Payet relanzó su carrera con Marcelo Bielsa, quien enseguida vio sus cualidades y de inmediato rechazó venderlo (jugó en Marsella de 2013 a 2015)”, añadió Van Winckel.

El extécnico de Newell’s dirigió al Marsella en la temporada 2014-2015, generando una verdadera revolución en la ciudad.

“Bielsa mejoró su forma física e hizo que pueda jugar cerca del arco rival. Yo comparo a Marcelo Bielsa con un genio porque nunca vi una persona estructurar el fútbol como él lo ha hecho”, asevera el belga.

“Él establecía 24 sistemas de juego, 16 formas de rematar un tiro libre, 24 salidas diferentes desde la retaguardia… Todos los que trabajan con él lo aprovechan, los jugadores y el cuerpo técnico. El aprendizaje sobre el juego se desarrolla”, apunta.

Muchas veces la crítica ha señalado a Payet por su falta de humor, su poco compromiso con el fútbol, algo que parece haber cambiado.

“En Marsella, Dimitri fue muy correcto. Tiene un fuerte carácter y no siempre estuvo convencido de la necesidad de entrenarse duro uno o dos días antes del partido. Pero ese tipo de entrenamiento lo han hecho más fuerte, creo que él se da cuenta ahora”, revela.

– Mejoraron con Bielsa –

“Lo que es una lástima es que no se haya encontrado con alguien como Bielsa cuando tenía 20 años. Podría haber sido el mejor jugador del mundo. Tal vez es el jugador más dotado con el que yo he trabajado en mi carrera, pero no el mejor. Una parte de eso pasa por la cultura del entrenamiento de los equipos en Francia, que no se entrenan demasiado. Los jugadores se quejaban del régimen de entrenamiento difícil que imponía Bielsa, pero todos han mejorado”, dijo.

Eso mismo también le cabe a André-Pierre Gignac, suplente en la selección de Francia durante la Eurocopa-2016, pero calificado de “súper líder” por Van Winckel.

“Al final de la temporada en Marsella, los jugadores y el cuerpo técnico distribuyeron premios. Dimitri Payet había ganado el de mejor jugador, Jérémy Morel el de mejor compañero, Michy el del más talentoso y Gignac el de mejor jugador en el entrenamiento”, explica Van Winckel, actual director técnico de la federación sudanesa de fútbol.

“No lo diríamos, pero Gignac se entrena realmente duro, y muy bien. Es un súper líder”, explicó. “Se merece un lugar en la selección. El aporta su granito de arena”, comenta, dando argumentos para el llamado de Didier Deschamps a la plantilla de los Bleus durante esta Eurocopa.

Gignac, de 30 años, jugó cinco temporadas en el Marsella, antes de marcharse a México, donde es uno de los líderes de los Tigres desde 2015.

“Al igual que Dimitri Payet, es una lástima que no se haya involucrado más en su carrera cuando era más joven”, explicó el belga.