Fernando Guerrero tiene sus metas definidas en el Apertura 2016

Mexico, 2016-07-15 14:32:39 | Carlos Martínez

POR CARLOS RAÚL MARTÍNEZ

Fernando Guerrero, árbitro mexicano con gafete FIFA, vislumbra el torneo de Apertura 2016 con la ilusión de hacer nuevamente un buen papel, y aunque sólo estará como cuarto árbitro en el Pumas-Chivas, en el arranque, espera que como en anteriores certámenes, su trabajo le avale para llegar a pitar su tercera final consecutiva, y si mantiene su nivel, no sólo nacional sino internacional, ser designado para estar en el próximo mundial de Rusia 2018.

“Me encuentro muy contento, ansioso por iniciar el torneo, por recibir mi primera designación, y todos estamos preparados para encarar la Liga Mexicana, con las nuevas modificaciones”, indicó de entrada, para añadir: “No salgo como árbitro esta jornada. Estamos esperando para que en la jornada 2 nos den oportunidad a los jóvenes. Voy como cuarto árbitro con César Arturo Ramos al Pumas-Chivas. Sí (con respecto a que no inicia pero pita la final), que sigan esas cábalas. No soy cabalístico, pero sí se ha dado que no inicio el torneo y sí lo termino de buena manera y espero que con trabajo y esfuerzo refrendar esto”.

Ser el nazareno más consistente en su trabajo “es un compromiso muy grande para seguir trabajando día a día y mi objetivo principal es alcanzar nuevamente una final del futbol mexicano y a nivel internacional trascender también, porque sí tengo en mente acudir a un Mundial y sé que si trabajo mucho mejor que en las tres finales anteriores (dos de las finales del campeonato y la otra de Concachampions) las cosas se pueden ir dando”.

Y al ser cuestionado sobre su clave para estar en primeros planos, indicó: “mucho trabajo; mucha humildad y saber reconocer todos tus defectos que tengas en el partido. Reconocer en dónde estás fallando para ponerte a trabajar y eso te reditúa en estar en los primeros planos”.

Por último, al ser consultado sobre lo que cambiaría en el futbol en general, dijo: “Yo he practicado futbol desde niño, desde los seis años. No te digo que a un buen nivel, pero el engaño particularmente me molesta, es algo que no puedo concebir, que alguien con un engaño logre que su equipo sume puntos. Entonces esa cultura se tiene que ir forjando, erradicar totalmente el engaño, porque no hay nada como ser honesto en el terreno de juego y ganar como debe ser”.