Negro Casas quiere seguir escribiendo su historia

Mexico, 2016-07-20 21:54:43 | Redacción ESTO

El flamante Campeón Mundial de Parejas, Negro Casas, quiere hacer historia. El viernes 22 de julio en la monumental Arena México buscará obtener el cuarto trofeo de La Leyenda de Plata. Su rival no podía ser más incómodo: La Máscara, aunque parece ya tenerle tomada la medida, pues el lunes pasado, junto con Shocker, lo venció a él y Sharlie RockStar reteniendo así el Campeoneto Mundial de Parejas en la Arena Puebla.

“Ahí está, somos Campeones”, gritaba el lunes pasado Negro Casas luego de retener el cetro “en la Leyenda de Plata pasará lo mismo”, decía seguro el 4:40.

Hay que recordar que, además de Carístico, Negro Casas es el único luchador en tener tres trofeos Leyenda de Plata en su vitrina. El primero lo ganó el 6 de octubre del año 2000 derrotando al Hijo del Santo, en lo que fue la tercera edición del evento pensado para homenajear al legendario enmascarado de plata: El Santo.

La segunda placa la obtuvo el 3 de enero de 2014 al imponerse a un joven talentoso como lo es Titán. Y la tercera presea la ganó en la gran final ante otro gladiador: Dragon Lee.

“Le voy a demostrar de lo que está hecho La Máscara, sé que es muy colmilludo, sé que es un gran luchador, pero yo soy lo de hoy, soy lo del momento, lo que está de moda”, aseguró La Máscara, quien nunca ha podido adjudicarse La Leyenda de Plata.

La de este viernes será la edición 14 del certamen que inició en 1998 teniendo como primer ganador a Scorpio Jr, a él le han seguido Hijo del Santo, Negro Casas, Black Warrior, Felino, Hijo del Perro Aguayo, Atlantis, Místico (Carístico) en tres ocasiones consecutivas, Volador Jr; y las últimas dos ediciones el Negro Casas. A diferencia de otros torneos, en la Leyenda de Plata se realiza una eliminatoria para sacar al retador que enfrentará al ganador del año anterior, en este caso La Máscara es el ganador de la eliminatoria y Negro Casas el defensor.

“En Puebla le dejé en claro quién manda, no hay enemigo pequeño, lo sé, pero quiero otra Leyenda de Plata”, aseguró el Negro con la sangre caliente después de retener el Mundial de Parejas.