Mexico, 2014-06-10 08:41:36 | Itzel Ubiarco

ANTE la cercanía del Mundial, en México las medidas que se toman pueden pasar desapercibidas pero hasta estas tierras me pareció maravilloso que haya cárcel ya para los agitadores en los estadios y que no todo quede en sanción administrativa y a su casa, para, el siguiente fin de semana, provocar un incendio más. Creo que ante el mal, que creció en el último año en el balompié mexicano, la medida es más que adecuada y, finalmente, ponerle un alto estricto y fuerte era la medida necesaria a tomar. Haberse tardado más en atender esta malaria es indiscutible que hubiera causado tragedias mayores y consecuencias que nadie puede imaginar.

MUY DIFERENTE

Del primer Mundial que cubrí, en España 82 a este, en Brasil 2014, todo ha cambiado radicalmente. El trato con los jugadores ya es distante por medidas de seguridad y por el florecimiento de la tecnología, que ha traido periodistas nuevos, y unos que fingen serlo. En 82 era muy fácil acercarse al autobús. Aquí, ni siquiera pensarlo. En aquel se podía entrar con suma tranquilidad al hotel donde estaban concentrados, y aquí eso es menos que impensable ante las extremas medidas de seguridad tomadas. Antes, los entrenamientos tenían mayor permiso de filmación. Ahora, los tiempos se han reducido drásticamente y para que los equipos no abusen la FIFA hubo de reglamentar los accesos que deben darse por obligación y que así retribuyan los costos que implica a las empresas mandarnos a cubrir los mundiales. Todo ha cambiado y seguirá evolucionando, quedando en claro que aquel romanticismo de los mundiales se perdió y ahora se vive una nueva era.

LA TECNOLOGÍA

Además de que se terminó la especulación con la tecnología en que si la pelota cruzó o no la línea, aquello de Hurst de 1966 solo pasa a ser historia; o como aquel disparo de Michel en México 86 contra Brasil, por citar algunos. También la FIFA le ha entrado a esta onda y transmitirá por internet su congreso, que comienza hoy con la ceremoinia de aperture y han abierto cuentas de redes sociales que van más allá de Twitter y Facebook. Ahora se han metido a Instagram y han comenzado una campaña en contra del racismo a través de las mismas redes. No cabe duda de que el mundo evoluciona, y si los Olímpicos de Londres fueron los primeros Juegos de las redes, este Mundial promete superar, y por mucho, esas expectativas, porque el movimiento universal del balompié, el más popular en el planeta, tiene para eso y para más.

SIMILITUD

Por segunda vez, México, en forma consecutiva abrirá frente a un equipo africano. De las últimas veces que esto ha sucedido, se perdió en Argentina 78, 3-1 frente a Túnez, debacle después del penal que falló Vázquez Ayala. En Sudáfrica 2010, se empató 1-1 con los anfitriones, y ahora viene la apertura frente a Camerún, el desordenado equipo que encabeza Eto’o. En el Mundial de Alemania 2006 México tuvo en medio rival africano en Angola y tan solo pudo empatar 0-0. Esos son los comparativos en los que el conjunto mexicano, desde aquel 78, no ha podido vencer al equipo africano en el turno y lo máximo que se sacó fueron dos empates. Camerún puede marcar un camino distinto, siempre que México salga enchufado y aproveche las deficiencias defensivas de los africanos.

PREGUNTA: Memo festeja, cumple un mes antes…?? 13 de julio los cumple, 13 de junio contra Camerún los festeja.

HASTA EL PRÓXIMO SILBATAZO.

Comentarios: fschwartz@oem.com.mx.

twitter @fersch_espn.

PD: Televisora grabando. No eran enviados de Scolari, práctica muy común de espionaje de los brasileños. Ya les contaré al respecto una anécdota en los próximos días.