El Corona Capital, mágico despliegue de megatones

Mexico, 2016-11-20 10:51:31 | Redacción ESTO

 

CORTESÍA DE JESÚS TEPEPA

FOTOS CORTESÍA: OCESA

Narran los códices que en ese cofre se guardaban los misterios… las historias hablan de la magia oculta pues era el más grande secreto… al abrirse se dispersaron los sortilegios para arribar al Autódromo Hermanos Rodríguez y convertirse en ¡Corona Capital!

Horas… horas… horas de rock en sus más diversas cuan estridentes expresiones… despliegue de megatones, alarde de evoluciones en un reinado eterno… bien dijeron hace sesenta y un años que el rock llegó para quedarse.

Una muestra sutil se llaman Tegan and Sara, canadienses mostrando pop-indie -se vive época de rótulos-, con un feroz pero a la vez humorístico Cocodrilo, al gran saurio que aún habita este mundo convive Días y Días con seres humanos viéndose mutuamente con temor o respeto.

Sus cantos entibian la fría noche con recuerdos tales como Regreso en tu cabeza… las hijas de la hoja de maple desfilan diciendo Adiós Adiós.

Al sumergirse en el túnel del tiempo aparece Animal Collective mostrando aquel ayer de psicodelia -traducido al castellano quiere decir viaje al interior del ser-, quizá más allá de una Rutina diaria pues era tiempo de revolución mental.

Aquellos días cuando se vivió En las flores transformando todo en Coros celestiales, pregonando haz el amor no la guerra… rememorando pasiones con Mis chicas… finalmente han pasado los calendarios y se emanan Trabajos de fuego.

La metamorfosis rockera trae consigo a Band of Horses o bien, Banda de Caballos… los equinos rockanroleros le cantan a quienes se han ido con El Funeral… es la sombría felicidad de estar envueltos bajo halos luminosos en una Factoría.

Quizá aquella Primera canción cuando el universo es la mar de anhelos… tal vez jamás se ha pensado en lo irreal hasta sentir lo extraño viendo figuras inimaginables como ese ser que ha viajado desde lo eterno… Un fantasma en mi casa…

Uno de los instantes más ansiosamente esperados… la década ocho se hace presente con los chavos de la tienda de mascotas… Pet Shop Boys están aquí, ahora… En la noche de los misterios revelados conformando Una nueva vida.

Los sonidos electrocomputarizados hechizan almas… miran Hacia el oeste tributando honor a los legendarios Village People… posiblemente algunos no lo comprendan, para otros Es un pecado, pero ¡hay que vivir!… así le rinden pleitesía al eterno ungido Elvis Aaron Presley... Siempre en mi mente…

Los espíritus siempre eternos aparecen… ¡The Killers!... el momento acariciado se materializa… Lista mi mente para el frenesí… travesía hacia el pasado porque Cuando eras joven nada importaba, solamente volver a amanecer…

Existir bajo las propias reglas, tener una Aventura espacial… mirar de frente Las pequeñas caras de los avatares en la inexorable marcha del destino… paladear esta noche que ha sido caminar en la vereda de El encantador rock independiente…

Primera etapa del Corona Capital, ¡Rockaja del Arcano!