José Garrido dejó grato sabor

Mexico, 2016-11-29 22:23:33 | Miguel Angel García

POR MIGUEL ÁNGEL GARCÍA

NO hubo posibilidad de apreciar el toreo artístico y de valor a toda prueba del matador extremeño José Garrido. La mala fortuna se presentó en su primera intervención como matador en ruedos mexicanos, al no toparse con toros que embistieran, lo cual obstruyó evidenciar ese toreo espectacular que carga el joven Garrido.

Abrió campaña en Morelia, el dos de noviembre en la tradicional corrida del Día de Muertos, ante una corrida de Carranco que no le dio opciones para lucir su toreo, sin embargo, tras pasaportar a sus dos socios escuchó sendos aplausos.

El cuatro de noviembre en Aguascalientes, festejo en el marco del Festival de las Calaveras, lidió astados de Guanamé, logrando lo más destacado de la tarde pese a haber marrado con el acero y ante el escaso juego de sus toros.

También puedes leer: Ángel Reyna le dice adiós al Celaya, su destino la Liga MX

Finalmente, la tercera fecha pactada en ruedos mexicanos fue el pasado domingo, nada menos que en la Plaza México, tarde de su confirmación ante toros de El Vergel. Su lote ha sido el menos potable del encierro, nuevamente a contra estilo, aunque no fue impedimento para que José dejara ver su oficio, sitio y entrega desmedida para buscar el triunfo.

En esta nueva temporada Garrido estrenó apoderados, dupla formada por los hermanos Luis y José María Garzón, empresarios de Lances de Futuro y ganaderos. Ambos coinciden en que ya llegara el toro que le embista a Garrido en México, no obstante, señalan que por el momento su poderdante ha dejado una grata impresión en ruedos nacionales.

Y no es mentira, hay un dicho en México que reza: “En la forma de agarrar el taco se nota el que es tragón”. Y Garrido, sin ser visto a plenitud, denota un toreo toda pasión y clase que en plazas como Bilbao ha patentado como novillero y matador, ya que en ambas filas es el único torero que ha salido a hombros.

José de igual forma se lleva un buen sabor, sabiendo por supuesto que el publico de México no ha visto nada aún en relación a la envergadura de su toreo.

También puedes leer: Portero del Chapecoense sobrevive, pero pierde sus piernas

La campaña en América continuará en Sudamérica, para luego regresar en enero a México y continuar en las ferias como León, los carnavales de Jalisco hasta culminar en la feria de Aguascalientes, donde con toda seguridad tendrá que estar el torero.

De reciente alternativa, misma que tomó el año pasado en Sevilla con el toro Lengualarga, de Parladé, seguida de una campaña exitosa que le dejó en los mejores lugares de escalafón, Garrido pasó por México apenas asomando la punta del iceberg; indultos como los conseguidos en 2013 de novillero -Soñador, de Juan pedro Domecq en Arganda y Agitador de Fuente Ymbro, en Sopuerta- son algunos de los antecedentes que han engrandecido la carrera de este peculiar diestro y que ahora como matador en Europa lo sitúan como un espada favorito. México tendrá que esperar un poco más para admirar el toreo espectacular y artístico de José Garrido, llegado el momento sobrarán adjetivos para calificar lo sorprendente que puede llegar a ser.