TRIunfazo, México arrancó con el pie derecho ante Camerún

Mexico, 2014-06-13 13:13:39 | Luis García Olivo / Enviado

[symple_tabgroup]

[symple_tab title=”Crónica”]

[new_royalslider id=”14″]
NATAL.-No hubo árbitro, camerunés o diluvio que impidiera que México arrancara con el pie derecho su participación en el Mundial.
Ingrato hubiera sido, pero afortunadamente la justicia se encargó de poner las cosas en su lugar, ya que solamente hubo en la cancha a un superior, un equipo que lo hizo de manera casi perfecta durante los 90 minutos y pese a los hurtos del arbitraje de Wilmar Roldan, supo salir avante para sumar los primeros tres puntos de Brasil y arrancar así con el pie derecho. Sí México fue más en el marcador y en la cancha ante un extraviado Camerún, pues así lo dijo el 1-0 en el Das Dunas y el triunfo promete más.
Tres puntos de oro, tres unidades que eran casi una obligación para lo que viene y más porque Brasil sumó también en la inauguración, por lo que el camino así será menos peligroso, pues ya en la bolsa de Miguel Herrera van los primeros tres puntos, ahora a pensar en Brasil y continuar con el mismo nivel que ofrecieron Giovani dos Santos y Oribe Peralta, los “anotadores”, aunque a Gio se los anularan.
HURTO TRAS HURTO
La inercia del tendencioso arbitraje con que inicio este Mundial atravesó varios kilómetros desde Sao Paulo hasta Natal para hacer de las suyas y la maldad a Giovani dos Santos, y a los paisanos que llenaron el Das Dunas.
Con la mano en la cintura, el silbante colombiano, Wilmar Roldan, echó a perder el estupendo inicio de México, pues en el transcurso de los primeros diez minutos, Paúl Aguilar y Miguel Layún hicieron lo que quisieron por las bandas, filtraron varios balones y la posesión de la pelota estaba para los nuestros, quienes borraron prácticamente a los africanos, pero para su alivio fue que el central anuló el primer gol –legitimo- por fuera de lugar de Gio a pase de Herrera, el reclamo no se hizo esperar, rabia en el banquillo técnico y rechiflas hacia la cuarteta arbitral.
Dicha anulación, no impidió que México bajara los brazos, continuó con su guión, apretó la salidas, pisó tres-cuartos de cancha y Giovani dos Santos cargaba con el Tricolor, regalando una de sus mejores actuaciones como en Olímpicos o Confedercaiones. A ello, Camerún le metió sabor a la situación y por su banda izquierda, Ekotto se llevó a Paúl Aguilar para mandar servicio que Eto’o disparó y milagrosamente pasó desviado. Respiro México.
Ante su buen arranque, existió un lapso en donde los del “Piojo” pecaron de nerviosísimo, pues en un corner se hizo pelotas la defensa entre Moreno y Márquez, en donde al final no tuvo sin cuidado, y minutos más tarde, éstos mismos no se pusieron de acuerdo en un remate en tiro libre de Guardado, pues el del León le quitó con la cabeza el gol al del Espanyol de Barcelona. Qué caramba.
El gol no quería entrar para el Tri que regresaba al partido con un total dominio y menos si el árbitro no cambiaba de panorama al anular el segundo de la tarde al mismo Dos Santos, quien en corner la remató de cabeza, pero sin darse cuenta que Moting fue el último hombre que la tocó. Ya era el colmo, gritaban en las gradas.
México cerró a tambor batiente los últimos minutos del primer tiempo con la espera de llevarse el duelo en el complemento…
HERMOSO GOL
Enfurecidos por el despojo, el Tri no salió a especular y continuó ofreciendo, un gran partido, quizá el mejor en la era del “Piojo”, pues de inmediato acorraló a Camerún y cuando se perdía en el campo inmediatamente recomponía las cosas, por lo que así de rápido Oribe Peralta se aproximó al área en una jugada individual y buscó perforar la meta, pero el meta Itandje achicó a la perfección.
El indicio mexicano era evidente, salió únicamente a una cosa, a ganar, pues no pararon de correr, luchar y morder al rival, pese a que Ekotto hiciera de las suyas en un tiro libre en donde el desvío del Gallito por poco se convirtiera en autogol.
La insistencia finalmente llegó para los nuestros y sin envíos que detonaran un posible fuera de lugar, México tomó la pelota, primero en los pies de Herrera para que pasara a Giovani, quien en gran jugada colectiva disparó, el portero africano escupió y el infaltable Oribe Peralta estuvo ahí para simplemente empujarla, para simplemente manifestar quién fue mejor en la cancha, pese a los hurtos del silbante.
Más clara ni la lluvia que caía, pues ahora sí México reflejaba su supremacía en el marcador y cancha, pues en los minutos finales no cambió de guión ante las entradas de Marco Fabián y Javier Hernández.
La presión se liberó, México jugó más fácil, no le bajó a su intensidad y continuó su andar, el africano no creía el nivel de los americanos y a su juego de nota casi perfecta. Sin embargo, aún tendrían una más, pero Mmeo Ochoa se encargó de volar y enfriar esa pelota de Mbia.
El “sí se pudo” hizo estruendo y con él, la última de peligro para los nuestros, pues Javier Hernández mandó a las nubes la más clara que tuvo y lo que pudo haber sido una goleada, México solamente ganó con el gol “Hermoso” de Oribe Peralta. Triunfo que ilusiona y emociona, debut triunfal y ahora ir a Fortaleza y jugar contra el favorito…[/symple_tab]
[symple_tab title=”Stats”]





[/symple_tab]

[symple_tab title=”MxM”]

[/symple_tab]

[symple_tab title=”Análisis de campo”]



[/symple_tab]

[symple_tab title=”Previa”]

EFE

La selección nacional de México debuta en la Copa del Mundo Brasil 2014, llena de sueños e ilusiones se enfrentará a su similar de Camerún en una dura prueba de todo o nada para estos rivales que comparten grupo con el favorito Brasil.
Nunca un primer partido de Copa del Mundo ha sido tan importante para México como el que protagonizará en el estadio Arena dos Dunas de Natal, en el noroeste de Brasil, dentro de la primera jornada del grupo, en el cual que ya conocerán el resultado del Brasil-Croacia.
Un largo esfuerzo hizo México para dejar atrás el largo camino de espinas que representó la eliminatoria para llegar al Mundial por la puerta de la repesca y establecer como meta ir más allá de lo que le marca su historia; cuatro partidos en cada una de las últimas seis Copas del Mundo.
El técnico Miguel Herrera los salvó del naufragio al ganar el boleto en la repesca y fue el encargado de formar un equipo marcado con el signo del triunfo, al tener elementos que son campeones olímpicos, Sub-17, de su región y otros con experiencia en las ligas de Europa.
Un empate será una derrota a medias para ambos porque significa perder puntos en esta disputa cerrada con Croacia para, seguramente, viajar con Brasil a una segunda fase que, por el momento, marca el dique que México nunca ha remontado, salvo cuando fue local en un torneo de estos.
Herrera ha puesto todo en el horno para preparar un equipo que sea capaz de superar a Camerún y que a la vista de los éxitos personales de todos ellos, puede ser considerada como la mejor selección mexicana de muchos, muchos años.
Oro olímpico, títulos de categoría, una sólida base de jugadores en Europa que nunca y veteranos mundialistas más el trabajo de Herrera le dan argumentos a México en su deseo de romper sus barreras antiguas y probar la evolución futbolística del país.
Una victoria le dará autoestima y confianza para hacerle frente a Brasil, al que quieren hacer buena la frase de Felipao de que son una auténtica piedra en el zapato, para cerrar el grupo contra Croacia.
A Camerún también se le abrirá el panorama si toma los puntos porque puede jugarse el boleto ante Croacia antes de tener que encarar el duelo con Brasil, en el cierre de la primera ronda.
México saldrá a probar que además de ilusiones tiene argumentos de juego y una táctica que le permita conquistar su primera victoria sobre un país africano en Copas del Mundo en cuatro encuentros, después de perder con Túnez en 1978 y empatar con Angola en 2006 y con Sudáfrica en 2010.
Será un partido con dos formaciones iniciales probadas por sus seleccionadores en sus partidos amistosos.
México sólo ha cambiado al meta que inició ante Portugal y Camerún ha anunciado ajustes mínimos del que se midió con Alemania.
Guillermo Ochoa estará como titular de México en la portería después de ser suplente en las dos Copas del Mundo anteriores y como guindilla de una carrera que lo llevó del Ajaccio a un potencial contrato con el París Saint Germain.
México comparecerá con un once recargado de estilo europeo con jugadores como Márquez el exjugador del Barcelona y el capitán y quien cumplirá su cuarta Copa y se consolidará como el mexicano con más partidos en este tipo de competiciones.
A su lado estaran Héctor Moreno y Diego Reyes con los carriles a cargo de Miguel Layún y Paul Aguilar, Andrés Guardado, Miguel Herrera y Juan José Vázquez trabajarán a mitad del campo y en el ataque irán juntos Giovani Dos Santos y Oribe Peralta de tan buen resultado en el oro olímpico de Londres 2012.
Camerún llega a este partido con sus problemas resueltos en el aspecto de los premios y como una selección muy integrada y de metas firmes, según declaró su técnico alemán Volger Finke.
Cinco Copas del Mundo consecutivas suman los Leones Indomables de Camerún y son un equipo de respeto con una figura como Samuel Eto’o, quien enfrentará a su excompañero del Barcelona, Rafael Márquez.
Los resultados de sus partidos de preparación poco le dirán al equipo mexicano porque tuvieron una derrota contra Paraguay, un empate con Alemania y al final vencieron a Moldavia.

[/symple_tab] [symple_tab title=”Más”]

[/symple_tab]

[/symple_tabgroup]