¡Es leyenda! “Macetón” disfruta homenaje de WBC-CBDF

Mexico, 2017-02-28 21:13:12 | José Luis Camarillo

POR JOSÉ LUIS CAMARILLO

En el istmo de Tehuantepec, concretamente en Juchitán, nació David Cabrera, quien de niño fue traído a la Ciudad de México sin imaginar que conquistaría la gran urbe hasta convertirse en campeón nacional de peso semicompleto. Incluso, disputó una eliminatoria del Consejo Mundial de Boxeo, en peso crucero.

En el Martes de Café, el “Macetón” recibió un homenaje por parte del citado organismo universal, por iniciativa conjunta de su titular, Mauricio Sulaimán, y Ciro Nucci, presidente de la Comisión de Box de la Ciudad de México.

Un accidente de motocicleta cuando era agente de seguridad le dejó la pierna derecha rígida para siempre, de ahí que causara asombro verlo noquear a sus adversarios, pues de antemano se pensaba que era difícil que pudiera destacar en algún deporte.

También puedes leer: Comisión Disciplinaria suspende dos partidos a Jair Pereira

Fue tres campeón de México en los 79.379 kilogramos. Sus méritos lo llevaron a sostener una eliminatoria de peso crucero del WBC contra el zurdo estadounidense Marvin Camel, quien lo paró en tres rounds en agosto de 1979 en McAllen, Texas.

Cabrera no tuvo más apariciones públicas desde su retiro, en diciembre de 1989, por lo que algunas personas “con demasiada imaginación” corrieron la versión de que “había fallecido”. El prestigioso sitio BoxRec señala el 26 de diciembre de 2010 como “fecha de su deceso”.

Ayer, luego de disfrutar de un desayuno junto al señor Arturo Lara -familiar suyo-, fue sentado junto a otros personajes que también fueron galardonados por sus trayectorias, como don Lupe Serrano (lo representó su hijo Lalo), el médico Horacio Ramírez Mercado, el doctor Alfonso Morales y Ultiminio Ramos.

También puedes leer: México jugará contra Croacia e Irlanda

“Dios los proteja y los bendiga, muchas gracias”, fueron las únicas palabras dirigidas por don David desde el estrado de un salón del hotel Geneve, en la Zona Rosa.

En la misma jornada, mostró su actual agilidad al alcanzar el piso con sus manos, con él de pie y una flexión de su cuerpo.

“Cero vicios, frontón y entrenamiento”, recomendó, tras lo cual se refirió a “la noticia de su muerte”.

“Me gustaría tener la oportunidad de demandar a esas personas, porque no se valen esas bromas. El periódico es serio”.

Al indicar que vive en la colonia Nueva Atzacoalco, anotó: “Ahí tiene su pobre casa, la compré peleando”.

Al señalarle que en su hogar tiene una imagen grande de la Divina Providencia, matizó: “También tengo una de la Virgen de Guadalupe y otras imágenes, principalmente de Dios padre, Dios hijo y el Espíritu Santo. Mi niña Estela se murió a los 13 años de edad y siempre salgo encomendado a ella y mi esposa Graciela (dejó de existir hace siete meses)”.

-¿Actualmente con quién vive?

“Con mis hijos: David y Miguel”.

-¿Esa pegada de dónde viene?

“Es natural. Es algo de uno. Bueno, digo eso, pero levanté pesas y trabaje en el rastro, cargaba reses”.

Los familiares de don David nos dijeron que nació el 2 de junio de 1947.