Necaxa y Jaguares reparten puntos en Aguascalientes

Mexico, 2017-03-18 20:59:12 | Redacción ESTO

AGUASALIENTES.- Chiapas coqueteó con la victoria en Aguascalientes. Supo venir de atrás en un partido que perdía, lo remontó, y a diez minutos del final, la fortuna le dijo que no de forma cruel, con un autogol de su capitán, lo que orilló a que se tuvieran que conformar con un gol en su visita a tierras necaxistas.

La unidad conseguida no fue de mucha utilidad para los dirigidos por Sergio Bueno, ya que dejaron ir una gran oportunidad para aprovechar el descalabro de Veracruz y alejarse todavía más en la lucha por el no descenso.

En contraparte, Necaxa intentó, pero de nueva cuenta no pudo hacer valer su condición de local, por lo que empieza a alejarse el chance de emular lo realizado el torneo anterior, aunque eso sí, la salvación matemática está cada vez más cerca.

EL JUEGO

Deseosos de resurgir en el Clausura 2017, Necaxa salió a proponer el encuentro, por lo que los primeros minutos tuvieron metidos en su propio terreno a un Jaguares que aceptó la dinámica y se paró con orden en defensa para intentar meter algún latigazo que hiciera daño a los Rayos, aunque esto prácticamente no ocurrió.

Si bien, los rojiblancos no fueron agobiantes de cara al área de Muñoz, si tuvieron pegada, ya que Edson Puch, en su rol de figura del equipo, logró abrir el marcador en una jugada en la que Aguirre le puso un centro como con la mano para que él se levantara y metiera un frentazo seco, abajo, inalcanzable para Moisés Muñoz. 1-0 y celebraba el Victoria.

Pese a verse abajo en el marcador, Chiapas recordó que si algo lo ha caracterizado este semestre es saber venir de atrás, por lo que en el complemento comenzaron a fraguar la voltereta.

Primero fue Luis Leal, quien aprovechó que ningún defensa hidrocálido se dio a la tarea de marcarlo, y cuando vio venir el centro de Lucas Silva, únicamente tuvo que acomodar adecuadamente el cuerpo y girar el cuello para vencer con su remate a Barovero, con lo que la paridad parcial llegó al electrónico.

Instantes después, Dieter Villalpando frotó la lámpara y se mandó un golazo lleno de técnica individual, ya que tomó la de gajos a las afueras del área, levantó la vista, vio adelantado al “Trapito” y picó el esférico con precisión milimétrica para que techara al meta rayo y bajara en el momento justo para besar la red.

Con la ventaja, Chiapas tuvo la oportunidad de acrecentar su cuota goleadora y así liquidar las acciones, pero Barovero lo impidió, dándole así más vida a su escuadra.

Justo antes de entrar a la recta final del cotejo, el infortunio llegó para los de la selva chiapaneca, ya que en un centro de Puch que no llevaba mayor peligro, el capitán Félix Araujo intentó cortarlo con la cabeza, pero al hacerlo, desvió la pelota hacia su propio arco sin que Muñoz o alguno de sus compañeros pudiera evitar su viaje al fondo.

Al final, Necaxa y Chiapas tuvieron que conformarse con un punto que les supo a poco, principalmente a los dirigidos por Sergio Bueno, que vieron como se les fue de las manos un triunfo de oro molido.

ACCIONES DEL PARTIDO