El Bayern golea al Dortmund y ya piensa en el Madrid

Mexico, 2017-04-08 13:54:43 | Redacción ESTO

Foto: AP

Berlín .- El Bayern Múnich  se impuso con un contundente 4-1 en el Clásico alemán ante el Borussia Dortmund, su último compromiso antes de su duelo del próximo miércoles en la Liga de Campeones ante el Real Madrid.


El partido fue utilizado por el entrenador del Bayern, Carlo Ancelotti, como una especie de ensayo general y, pese a la cómoda ventaja que lleva en la Bundesliga, no recurrió prácticamente a rotaciones.

También puedes leer: Real Madrid se complica la vida tras empatar con el Atleti

De los titulares habituales en los partidos de Liga de Campeones el único que empezó el compromiso en el banquillo fue el central Mats Hummels y en su lugar jugó Jerome Boateng, que viene en plan de recuperar nivel tras una larga lesión.

Faltaban además los dos lesionados, el meta Manuel Neuer, que se espera que pueda estar contra el Madrid, y Thomas Müller, que en esta temporada no ha sido habitual en la Liga de Campeones.

La jugada del gol, marcado por Franck Ribery, se produjo en el minuto 4. Todo se inició con pase de Thiago Alcántara al área donde Philipp Lahm recibió y soltó un centro para Ribery que definió con un remate desde unos 14 metros.

En el segundo gol Ribery también estuvo involucrado al recibir una falta de Marc Bartra. El cobró, corría el minuto 10, lo asumió Robert Lewandowski que marcó con un remate por encima de la barrera.

Un mal despeje de Arturo Vidal a un centro sin mayor peligro le dejó el balón al portugués Raphael Guerreiro que remató de primera y clavó el balón en la portería de Sven Ullreich.

También puedes leer: Con Diego Reyes, el Espanyol recupera la ilusión

A comienzos del segundo tiempo, en el 49, Robben marcó al fin el gol que venía buscando desde comienzos del partido. Fue un contragolpe, iniciado con un gran pase de Ribery que el holandés resolvió en los últimos metros recurriendo, otra vez, a su recorte típico

La sentencia definitiva llegó en el 69 cuando Lewandowski convirtió un penalti, que se produjo después de que Bürki derribara al polaco dentro del área.