Reales por otra sorpresa

Mexico, 2014-10-10 10:37:12 | Redacción ESTO

BALTIMORE, Maryland.- Nadie se imaginaba que Reales de Kansas City y Orioles de Baltimore estuvieran en la Serie de Campeonato de la Liga Americana por su boleto al Clásico de Otoño y menos de la manera tan fácil como la obtuvieron barriendo a los favoritos Anaheim y Detroit, con estrellas de primer nivel con sueldos millonarios. Ahora tendrán que ganar cuatro de siete partidos.

Baltimore al mando de Buck Showalter tuvo una extraordinaria temporada regular, desplazó al campeón Medias Rojas de Boston y los Yanquis de Nueva York, dos novenas que por años dominaron la División Este de la Liga Americana.
Kansas City con Ned Yost en el timón sin una nómina millonaria, fueron los primeros en hacer ver su suerte a Detroit, al estar durante varios días como líder de la División Central.

Dos estilos muy diferentes, Orioles tuvo la suerte de confiar en el dominicano Nelson Cruz quien resultó el campeón jonronero. Por equipos, Baltimore fue el número uno, mientras Reales ni siquiera alcanzó la cifra de 100 bambinazos. Pero a la hora de correr, Kansas City es el número uno en robos de base con 153, y Orioles ocupó el último puesto.

En el pitcheo, es donde lucen muy similares, con buenos abridores y un confiable staff de relevistas, que sin muchos nombres, hicieron ver mal a las estrellas de los Angelinos y Tigres. Kansas City tuvo que disputar el partido de comodines ante Oakland.

Para el primer choque a las 19:07 horas, tiempo de la Ciudad de México, James Shields abrirá por los Reales, mientras que Chris Tillman lo hará por Orioles.

PRUEBA DE FUEGO
Orioles despachó a Detroit con todos y sus lanzadores premiados con el Cy Young, pero en dos de sus tres victorias le cayeron a palos al bullpen felino, mientras los relevistas de sus rivales lucieron intratables ante la poderosa artillería de los Angelinos, donde Mike Trout y Albert Pujols no pudieron hacer nada. Dos de sus tres triunfos fueron en once episodios y de visitantes, gracias a jonrones de Mike Moustake y Eric Hosmer.
Hay expectación por ver si Cruz, Demon Young y el resto de los cañoneros de Baltimore podrán hacerle daño a los relevistas.

DILEMA
Showalter deberá decidirse en mantener a su receptor Nick Hundley quien desplazó a Caleb Joseph, que entró en un slump de bateo. El problema radica, que Hundley apenas retiró a 14 corredores en las bases, mientras Joseph sacó al 40% de los hombres que intentaron estafarse las almohadillas.
Alcides Escobar, Lorenzo Cain encabezan a los veloces Reales, que pondrán a prueba los brazos de los receptores rivales.

FUERA
Chris Davis no fue incluido en el roster de los Orioles, pese a que solamente le restan cinco partidos de suspensión por uso de anfetaminas, su manejador Showalter no lo incluyó en el roster de 25 jugadores para la Serie de Campeonato.

“No puedo jugar con 24 peloteros en los primeros cinco partidos, esperando su regreso”, expresó el timonel.
Davis fue suspendido 25 encuentros, ya no vio acción en los últimos 17 choques de la campaña regular y en los tres juegos de la Serie Divisional ante Detroit. En el único caso que podría ver acción, es que para el sexto choque alguno de sus compañeros se lesionara y él podría ser activado.

MISTERIO
Ninguno de los manejadores ha dado a conocer si tendrán una rotación de tres o cuatro abridores, incluso Showalter apenas ha dado a su primer abridor, mientras su rival anunció a los dos primeros dejando a Yordano Andrade.

ACERTARON
Nelson Cruz llegó como agente libre a los Orioles y se convirtió en el campeón jonronero de las Mayores, también a mediados de la campaña, adquirieron al jardinero Alejandro de Aza de los Medias Blancas de Chicago por dos lanzadores de Clase A.

RECUERDO
Reales por primera vez en los últimos años no tuvo ningún pelotero mexicano, hace un año Luis Mendoza formó parte del club como abridor y relevo largo. Este año decidió probar suerte en el Lejano Oriente. Joakim Soria fue por muchos años su relevo corto, hasta antes de su lesión y operación, ahora Greg Holland se desempeña como taponero.