Atlas vence por la mínima a unas Chivas sin pegada

Mexico, 2017-05-12 09:10:50 | Redacción ESTO

GOLES 

CRÓNICA 

POR TONATIUH G. TRUJILLO

FOTOS: ERIK ESTRELLA

ENVIADOS ESPECIALES

GUADALAJARA.- No cabe duda que los clásicos son partidos distintos y más en liguilla. Esta noche el estadio Jalisco vivió una noche de ensueño pues tanto en las tribunas como en la cancha se dejó lágrimas y sudor.

Atlas demostró que la cantera pesa más que la cartera al doblegar a una Chivas que viven el peor momento futbolístico 1-0 con anotación del “Chavo” Alustiza desde el manchón penal en una polémica jugada.

También puedes leer: #FutbolDeEstufa: Altas, bajas y rumores rumbo al Apertura 2017

Por su parte el Rebaño se quejó de un gol mal anulado por parte de Alan Pulido, lo que deja ver qué el arbitraje de Durán estuvo del lado rojinegro, aunque Chivas no tiene una clara idea de lo que pretende jugar y las bajas de Saldívar, Brizuela y Cisneros le han afectado en demasía pues no tiene claridad al frente, a estas bajas se une Jair Pereira, quien se perdería la vuelta en casa del Rebaño.

La misión para los rojiblancos luce más que imposible, pues no tienen gol ni él hambre de trascender, aunque la ventaja es de un gol.

CLÁSICA POLÉMICA

Clásico Tapatío es sinónimo de pasión y entrega.

Desde el silbatazo inicial de Pérez Durán, Chivas echó toda la carne al asador y se convirtió en el amo y señor de la pelota y generó un futbol vertical, dinámico y sumamente peligroso, al grado que al minuto uno llegó la primera de peligro que le puso los pelos de punta a los miles de seguidores rojinegros, quienes aplaudieron los estupendos reflejos de Fraga ante el disparo de Pulido, quien se lamentó el yerro.

El Rebaño parecía apabullar a los Zorros, quienes totalmente tirados atrás aguantaron estoicamente los embates rojiblancos, Leiton se barrio en un par de ocasiones para arrebatarle la pelota a Fierro quien se perfilaba a la portería en opción clara de gol, recurso que le salvó la vida a los locales.

De pronto el ritmo vertiginoso de los pupilos de Almeyda se vio truncado gracias a un corte de luz el cual detuvo el encuentro por un par de minutos y le dio la oportunidad de respirar y replantearse el esquema de juego a los académicos, quienes al reanudarse el cotejo se pusieron las “pilas” y emparejaron las acciones del encuentro hasta que se les presentó una oportunidad inmejorable.

También puedes leer: Morelia toma ventaja ante el superlíder Xolos

El Rebaño sintió un gran alivio al ver cómo la pelota se esfumó agónicamente por la línea y Matías Almeyda regresó a su color cuando el colegiado marcó saque de meta. Martín Barragán se perdió la más clara del encuentro, situación que desató el enojo del Profe Cruz y de la parcialidad rojinegra, quienes se relamían los bigotes de gritar eufóricamente lo que pudo ser el primer tanto del encuentro.

Tras este fallo, Atlas no bajo los brazos y mantuvo el ritmo vertiginoso el cual le cobró factura a los visitantes, pues Jair Pereira salió lesionado debido a una molestia muscular, la cual prácticamente lo tiene fuera del duelo de vuelta de esta serie.

Con la salida del “Comandante” el “Pelado” tuvo que recomponer e ingresó al “Tortas” Pérez y retasó a Salcido a la central, movimiento que no le resultó al argentino, ya que tanto “Fideo” y Barragán explotaron su habilidad y velocidad ante Carlos Salcido y tuvieron más opciones al frente al arco de Cota, pero sus disparos terminaban por un costado.

De pronto y ante la mala comunicación del Rebaño, Daniel Álvarez generó una jugada dentro del área e intentó quitarse a a Michael Pérez con un sombrerito, pero el “Tortas” en su intento de cortar la jugada levantó la pierna y alcanzó a tocar al volante rojinegro, quién cayó al césped inerte motivo por el cual el colegiado marcó pena máxima, una jugada muy discutida y polémica, ya que para muchos “no era para tanto”, pero Pérez Durán se la compro al “Fideo”. El “Chavo” Alustiza cobró de forma magistral con un potente disparo a contra pie de Cota para abrir el marcador y convertir el el Jalisco en un manicomio.

Tras el gol de Matias Chivas intentó reaccionar e ir al frente pero el medio campo de los Zorros estuvo espectacular, ya que Clifford y Salas cortaron todos los circuitos de los visitantes.

El primer lapso estaba por culminar cuando la parcialidad rojinegra quedó pasmada, un balde de agua helada les cayó en la espalda cuando Alan Pulido mandó el esférico al fondo del marco e hizo estallar la euforia rojiblanca, la cual corto de tajo el asistente número uno Andrés Hernández al levantar su bandera y anular la anotación. Si, nuevamente una jugada polémica, pues tras una serie de rebotes Puligol apareció solo para empujarla, y a primera vista parecía como fuera de lugar, pero tras las repeticiones se observa un jugador del Atlas que parece habilitarlo, una acción difícil de marcar.

El final del primer tiempo llegó tras una falta sobre Fraga.

¡VIBRANTE!

El complemento fue sin duda espectacular. Desde la reanudación Atlas y Chivas dieron una demostración en su máximo esplendor de hambre de triunfo, pues los dos buscaron a toda costa ganar el encuentro.

A pesar de tener la ventaja, los rojinegros no se echaron atrás a cuidar el “golecito” y continuaron buscando la meta de Rodolfo Cota, quien se erigió como la figura del Rebaño, ya que detuvo todos los disparos de los académicos.

Debido a la presión del público y de verse abajo en el marcador, Chivas se volcó al frente en busca de igualar los cartones y puso en aprietos a la zaga rojinegra la cual bien plantada atrás logró detener a Pulido y a Fierro los hombres que buscaron por todos lados marcar.

También puedes leer: ¡Escándalo! Filtran polémico video de Chávez Jr.

Ante la necesidad de sanar el orgullo, Chivas dejó espacios en el fondo los cuales explotó el equipo del Profe Cruz y generó un sin número de llegadas, pero ni Alustiza ni Barragán lograron aumentar la ventaja.

Los minutos finales fueron trepidantes, el público, quien realizó un magnífico partido en las tribunas enchinandole la piel a los “mortales” vivieron al filo de la butaca pues Chivas terminó el duelo en cancha rojinegra, pero los defensores atlistas hicieron un partido perfecto, sin errores y sumamente precisos, pues no dejaron llegar con claridad al Rebaño, quien se fue de la que fue su casa con un doloroso sino descalabro y con la misión de revertir el marcador en casa, una misión que luce más imposible.

..

ACCIONES DEL PARTIDO