CruzAzul

Vecinos se oponen a la construcción del nuevo estadio Azul

Mexico, 2017-05-24 21:35:07 | Héctor Reyes

La Junta de Vecinos de la Jardín Balbuena celebró su segunda junta en rechazo a la construcción del Estadio Azul sobre lo que hoy es el Velódromo Olímpico Agustín Melgar patrimonio histórico de la Ciudad de México, construido el 13 de septiembre de 1968.
Todavía de manera abierta el gobierno de la Ciudad de México no ha hecho el anuncio oficial de la demolición del histórico inmueble que albergó los Juegos Olímpicos de México ‘68 o sobre la misma estructura levantar el  estadio Azul. Miguel Ángel Mancera, por un lado y Horacio de la Vega por el otro, han dado informaciones parciales del proyecto.
Los líderes de los habitantes de las colonias que podrían ser afectadas han tratado dentro de sus líneas de acción conocer los pasos que sigue el gobierno capitalino a través de transparencia, entre ellos, la autorización del gobierno federal a través del INBA para que deje de ser patrimonio histórico, cultural y deportivo e iniciar las obras.
La activista Denise Reyes advirtió que hay estrategias que no permiten certificar a ciencia cierta, lo que pretende el gobierno de la capital y la empresa privada en relación al proyecto que iniciaría a finales de octubre, por lo cual desde el punto de vista legal no pueden actuar todavía.
De principio, la activista que ha actuado en el corredor Chapultepec, entre otros lugares que ha generado conflictos, señaló que existe el antecedente del ecocidio y movilidad provocado por la construcción del estadio de béisbol de los Diablos Rojos del México en la Puerta Uno de la Ciudad Deportiva.
“Estamos sumamente alarmados, no hay un proyecto oficial, todo ha sido a través de notas que han salido en diferentes medios y esto ha provocado muchas especulaciones, están sumamente preocupados”, declaró la señorita Reyes, durante la segunda junta vecinal, en uno de las áreas comunes de la unidad habitacional Jardín Balbuena.
En esta fase, informaron con un altavoz que buscan  primero, organizarse,  y después ver qué acciones tomarán en defensa del Velódromo que abarca una extensión de cuatro hectáreas, la desaparición de una cancha oficial de hockey sobre pasto y al menos la tala de 500 árboles dentro de la Puerta Dos.
Existen dos maquetas con proyectos diferentes y una tercera junto al estadio de los Diablos Rojos, pero al no haber una información oficial por parte de las diferentes autoridades no pueden actuar en consecuencia.
“Lo que sí, los vecinos estamos muy claros que queremos que se nos respete el derecho a vivir como hemos estados acostumbrados en la zona, el tema del patrimonio histórico de la sede de los Juegos Olímpicos, lo que da identidad a la Ciudad de México”, apuntó.
Desde su postura, la política adoptada por el Doctor Mancera son alarmantes y por lo tanto los vecinos han aprendido a movilizarse porque aparece de un día para otros proyectos en donde la ciudadanía no es consultada, ni tomada en cuenta, siempre sin estudios de movilidad y servicios básicos, entre ellos falta de estacionamiento y escases de agua insuficientes para los que ya habitan la zona.
Se manifestaron a favor de la conservación del escenario que testimonió 30 marcas mundiales y opera la única escuela de ciclismo de la capital: “Lo vemos cuando hay eventos en el Foro Sol o en el Palacio de los Deportes, se colapsa la zona, el aumento de los índices de delincuencia, un sinfín de problemas que viene a afectar, en donde la mayoría son personas de la tercera edad”.
No hay forma de ampararse, porque no hay un proyecto, no hay una declaratoria de intervención de la zona, no hay nada por la gaceta o una declaratoria de las instancias de gobierno de manera oficial. Sin embargo, hace un par de semanas, se presentó una empresa con maquinaria que hizo estudios de mecánica de suelo y topógrafos midiendo la zona, solo que no dieron a conocer los motivos de su trabajo.
“La opacidad por parte de las autoridades ante lo que se hace y se comunica a cuenta gotas a través de los medios de comunicación es lo que genera alarma por parte de los vecinos”, concluyó Denise Reyes, tras informar que se entregó una carta a la jefatura de gobierno en dónde se demanda que no se construya el Estadio Azul en la Jardín Balbuena.
EL INBA tampoco se ha pronunciado – el INAH no lo tiene catalogado por los requisitos que solicita – y en algún momento declaró Mancera que solo requerían el permiso de Bellas Artes para arrancar con el proyecto. Asimismo ha solicitado información de SEDUVI para conocer el plan de desarrollo delegacional, así como otras instancias a la espera de cumplir los 15 días hábiles que requieren.
Otro de los líderes del Comité Ciudadano de la Jardín Balbuena Salvador González, declaró que están en contra de todas las atrocidades que hacen las autoridades, “estamos con dos monstruos, primero, las autoridades de la Ciudad de México;  y en segundo lugar, el emporio de la construcción Cruz Azul. Entonces aquí lo que se pretende es hacer un frente común con las colonias circunvecinas del Velódromo”, expuso.
En el sexenio de Vicente Fox intentaron construir el Estadio de Cruz Azul en la Magdalena Mixhuca, pero en esa ocasión no prosperó porque la delegación Iztacalco y el gobierno de la capital, no los apoyaron.