El “Cuau" despide al Vicente Calderón con anotación

Mexico, 2017-05-28 13:54:08 | Redacción ESTO

Madrid.- El estadio Vicente Calderón cerró este domingo sus puertas al fútbol entre la nostalgia, la clase y los goles de su último partido, donde Cuauhtémoc Blanco puso una pizca de talento al cooperar con un gol  en el partido de  leyendas del Atlético de Madrid vs leyendas mundiales. 


En un recinto que quedará siempre para la historia del Atlético de Madrid y del fútbol. Del primer partido, el 1-1 del Valencia aquel 2 de octubre de 1966, hasta este domingo, hasta el homenaje final, al que acudieron 150 futbolistas y 51.023 espectadores. El resultado, 4-5 para las leyendas mundiales.

También puedes leer: El futbol mexicano se rinde a los pies de Javier Hernández


Fue la última sesión de fútbol del Calderón, los últimos 90 minutos para despedir más de medio siglo, 1.227 partidos oficiales, miles de emociones, grandes noches, gestas, decepciones e infinidad de memorias, de la grada y de cada uno de los futbolistas que participaron en el duelo, bien sobre el césped o en la grada.

El Atlético  saltó al campo con una mezcla de futbolistas actuales -Gabi, Fernando Torres y Adrián López, ahora en el Villarreal-, de campeones de la Liga Europa y la Supercopa de 2010 -Antonio López, Diego Forlán y Luis Perea- y del ‘doblete’ de 1996 -Santi Denia, Milinko Pantic y Juan Vizcaíno-, además de Leo Franco y Contra.

Y en su rival, en el equipo denominado Leyendas del mundo, con Ronaldinho como capitán, con Clarence Seedorf, Marcos Senna, Gaizka Mendieta, Claudio Caniggia, el portero Rene Higuita, Miroslav Djukic, Zvonimir Boban… para el adiós final el Calderón.

También puedes leer: Néstor Araujo causa baja del Tricolor


Fernando Torres, el tercer mejor goleador de la historia del Vicente Calderón,  abrió el marcador. En el otro lado no hubo gol hasta diez minutos más tarde, porque el argentino Leo Franco contuvo las ocasiones del centrocampista del Leicester Mahrez hasta entonces, hasta que una jugada suya terminó con el remate del 1-1 del argentino Caniggia. Después, un penalti sobre Seedorf, lo transformó Higuita en el 2-1 rumbo al descanso.

Después firmó Andriy Yarmolenko, extremo del Dínamo de Kiev, el 1-3, luego el 1-4 el mexicano Cuahtemoc Blanco, luego llegó el 1-5, el 2-5, el 3-5 y el 4-5 final de Pedraza. Antes había fallado una pena máxima, ya en la segunda parte, Ronaldinho. Besó el césped y se retiró aclamado por los seguidores, de los que fue rival, pero también leyenda, como lo es ya para siempre el Vicente Calderón.