Usain Bolt de visita en México

Mexico, 2017-10-17 19:30:36 | Redacción ESTO

El Hombre más Rápido del Mundo pisó México. Usain Bolt, el ex ex atleta jamaicano se dio cita en un lujoso hotel de Reforma para presentar el lanzamiento de una serie de relojes de la marca Hublot, que habrán de conmemorar cada una de las ocho medallas que ganó el especialista en las pruebas de velocidad y que ostenta once títulos mundiales y ocho olímpicos.

“Sin educación no hay futuro”, reza el eslogan de la fundación Usain Bolt, a la cual ira a parar cada centavo que generen la venta de los relojes conmemorativos, lo cual le pintó una gran sonrisa al poseedor de las marcas mundiales de los 100 y 200 metros planos.

La presentación del plusmarquista en México causó gran furor, la reunión con los medios no duró mucho, pero se dio a contestar las preguntas el jamaiquino contento y con toda soltura, pese a que no tuvo traductor.

Bolt, que dijo adiós al tratan en agosto pasado durante la justa Mundial de Londres, aún sin concluir su competencia derivado de una lesión, mencionó que precisamente este tema, “fue un gran reto, ya que siempre tuve que superar lesiones y regresar de ellas. Eso me gustaba mucho. Con trabajo duro todo es posible”, destacó Usain, que no dejó de mostrarse contento por iniciar con una causa benéfica como lo fue la presentación de la colección de relojes que apoyarán a su fundación.

Y agregó:”Las lesiones juegan con tus emociones y tu capacidad mental para volver a tu yo anterior”.

Aunque no se las colgó por el peso que estas representan, “El Relámpago” posó a las cámaras con todas sus preseas, mismas que fueron un reto difícil en su trayectoria, pues recordó que en su trayectoria las cosas no fueron nada sesillo para abrirse camino en la elite del atletismo.

“Mi máxima motivación siempre fue competir a alto nivel y ganar, adueñarme de los torneos. Esto fue lo que me impulsó para ser cada día mejor”, apunto Bolt, quien también dijo que, “es un gran sentimiento siempre ser el primero en cruzar la meta, algo así como cuando eres niño y tu mamá te dice que quien llegue primero con el heladero le toca el helado más grande”.

Alegre y gentil, este es el Usain Bolt como aquel que conocimos en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, cuando desbordó de emoción el estadio olímpico con su sola presencia.

“Soy el más rápido del mundo”, remató Bolt la reunión con los medios, dicho con palabras llenas de orgullo y esa gran sonrisa que le destacada ante cualquier adversidad.