Giménez, cansado por el trato de los directivos a los jugadores

Mexico, 2018-01-04 09:24:01 | Redacción ESTO

La situación de Oswaldo Alanís tomó de nueva cuenta un curso muy turbio, luego de que el estratega argentino, Matías Almeyda, afirmará que definitivamente el jugador en entra en planes para este Clausura 2018 y por tal motivo el jugador se ve obligado en buscar un nuevo equipo.

Por tal situación uno de los Vocales Primera División de la Asociación de Asociación Mexicana de Futbolistas (AMFpro), Christian Giménez, habló sobre el tema y dejo en claro que es necesario terminar con este tipo de prácticas en las directivas de los equipos de la Liga MX.

Ya es tiempo de que paremos esto, que podamos hablar de frente con los directivos, dueños y federativos, poner un punto final. Siempre el perjudicado es el jugador”, comentó ‘Chaco’ para ESPN.

Checa ESTO: Casilla envió emotivo mensaje a Víctor Valdés

“Hablamos con Oswaldo hace diez días, nos dijo que por ahora estaba bien, que en su momento nos comunicaría. Nos tomó de sorpresa. En la Asociación hay que apoyarlo, estamos en condiciones de decir que estamos más unidos que nunca”, agregó el ahora jugador de Pachuca.

Giménez dejó en claro que Oswaldo está perdiendo mucho en el tema deportivo.

En la parte deportiva sí está perdiendo mucho a seis meses del Mundial, es un año complicado. Yo hablaría con él y dejo todo de lado, por la Selección dejo todo”, comentó.

Sobre la decisión de Almeyda, manifestó que tomó una mala decisión al dejar fuera al jugador.

“Tengo por Matías un gran cariño, no es personal lo que voy a decir: creo que el técnico tiene que apoyar al jugador. Tengo claro que Matías quiere tener a Alanís, pero tampoco quiere involucrarse en un problema con la directiva“.

Por último, manifestó que también es una obligación del jugador interesarse en los temas de papeleo a la hora de firmar algún contrato. 

“El jugador muchas veces deja todo en manos de otras personas antes de ellos poner atención, capacitarse, leer, ver qué le ofrecen. Falta preparación. Dejan todo en manos de los representantes, cuando uno se acuerda no sabe ni lo que firmó.”