Ricardo Hill, con un halagüeño 2015

Mexico, 2014-12-19 11:44:55 | Redacción ESTO

Foto: Arturo García

POR ALMA ROSA CAMACHO
EL comediante Ricardo Hill abrirá el 2015 con una temporada teatral con cuatro homólogos más, que es sinónimo de que sus apariciones repetidas en “La hora pico” siguen dando frutos, ante la ausencia de siete años de la barra de comedia por el canal 2.
Más que ser adicto a amuletos o “limpias”, confía el artista mexicano en “el trabajo, la responsabilidad y la credibilidad que uno logra al paso de los años”, por lo que aspira que en el año nuevo, “mi racha laboral persista, porque cierro el año con shows, dos montajes de teatro y muy poquita televisión, pero debo decir que ‘me defendí como gato bocarriba’, porque mientras uno le tupa no le faltará”.
Externó Ricardo que “ansiamos que vuelva la barra de comedia, porque nos levantaría la imagen, la audiencia tiene que ver algo nuevo, innovador, porque el humor se transforma constantemente y el reality ‘Hazme reír’ fue un ejemplo de lo que hablo”.
Sin embargo, resaltó que “Gracias a Dios contamos con el cariño de la gente. Al público le gusta ver comedia en la televisión, en vivo, en ferias, en palenques. No importa el escenario, ya sea en la capital como en la provincia”.
El actor comediante confía que a 14 años de estar imitando a Joaquín López-Dóriga con el “El Teacher”, tendrá la anuencia de él:
“A él nunca le ha molestado. Él tiene un carácter agradable. Sé que si no hubiera sido periodista, hubiera sido comediante. De Joaquín he recibido mucho apoyo. A lo mejor ya lo harté, pero sigo pescando sus modos al imitarlo. Eso de la silla me sigue encantando”.
Así, recibirá tanto la Navidad como el Año Nuevo 2015, “en casa, en esta ocasión no agarré ‘hueso’, pero bueno, estar con la familia también es muy gratificante, halagüeño y alentador”.
Y espera que el productor teatral que lo invitó, al igual que otros cuatro actores, para estrenar obra, “pues no se eche para atrás, porque es bueno iniciar el 2015 con mucho trabajo y qué mejor que en vivo”.
Y para concluir la charla con ESTO, resaltó: “No dejen de reír porque es terapéutico, es curativo, da vida. Aunado a que hay que esforzarnos en el trabajo, creando e innovando. Creo en Dios y sabemos que Él no resuelve todos los problemas”.