Dave Martínez mantiene la tradición latina en la MLB

Fotos: Agencias

Hace un año el puertorriqueño Alex Cora se convirtió en el primer dirigente puertorriqueño en alzarse con el título de la Serie Mundial, al superar los Medias Rojas de Boston a los Dodgers de Los Ángeles en cinco encuentros, pocos se imaginaron que el sucesor de Cora, sería su compatriota Dave Martínez, después de un pésimo arranque.

RECIBE LAS NOTICIAS DIRECTO EN TU WHATSAPP, SUSCRÍBETE AQUÍ

Cora lo tuvo todo, su directiva le armó un gran equipo que fue el mejor de la campaña regular con registro de 108-54. Alex supo mover sus piezas muy bien y en su año de debut logró lo que todo estratega sueña, ser campeón y lo logró en su presentación

Martínez no tuvo la misma suerte, porque también aceptó el compromiso de ser manejador en 2018, pero de los Nacionales que se preocupaban más en intentar retener a su

Cañonero Bryce Harper en su último año de contrato. Los resultados no fueron nada favorables, apenas tuvieron marca positiva, pero lejos de alcanzar a los líderes de la División Este de la Liga Nacional, los Bravos de Atlanta.

La presentación de Martínez se dio el 2 de noviembre del 2017 y en su presentación expresó: “Estoy aquí para ganar la Serie Mundial. A este equipo no le falta mucho. La meta es ganar un campeonato, traer un título a la ciudad de Washington” y dos años después lo consiguió.

Los Nacionales habían conquistado el título del Este de la Liga Nacional cuatro veces en las siete últimas campañas, aunque no habían ganado una sola serie de postemporada hasta ahora, pese a contar con figuras como Harper, Strasburg, y Harper.

Dave no tenía experiencia previa como manager, aunque fue el principal asesor de Joe Maddon con los Cachorros de Chicago y los Rays de Tampa Bay. Se desempeñó durante una década como coach de banca con varios equipos de las mayores, donde también jugó durante 16 años.

Martínez reemplazó a Dusty Baker, quien fue despedido después de ganar dos títulos de la división, para luego caer en ambas ocasiones en la primera ronda de los playoffs.

A su llegada al club describió su estilo para manejar: “tengo mucha energía positiva. Me involucro mucho en todo, me encanta conversar con los jugadores, me encanta, es mi mejor cualidad “.

Martínez, de 55 años, firmó un contrato por tres temporadas, con una opción para una cuarta. Es hijo de padres puertorriqueños, nacido en Nueva York y criado entre la Gran Manzana y Orlando, Florida

Es apenas el tercer dirigente latino en ganar un Clásico de Otoño, después de Cora y el venezolano Ozzie Guillén (Medias Blancas del 2005).

Tras la salida de Harper, el camino parecía nada alentador, un arranque pésimo que los mandó a los últimos lugares junto con los Marlines de Miami, su registro era de 19-31, antes de tener 74-38 desde el 24 de mayo. Luego lograron marca de 5-0 estando al borde de la eliminación en esta postemporada.

En sus épocas de jugador, vistió la franela de los Expos de Montreal, sus números en 16 campañas no fueron nada del otro mundo, con promedio de .276, 1,599 imparables, apenas 91 cuadrangulares. Vistió la franela de los Expos de Montreal de 1988 a 1991

Llegó con los Expos de los Cachorros a cambio de Mitch Webster, para después ser enviado a Cincinnati en diciembre de 1991 en un movimiento que incluyó a cinco peloteros, entre ellos el cerrador John Wetteland.

Fue el primer expulsado en el Clásico de Otoño desde Bobby Cox en 1996 con los Bravos de Atlanta.

Yordan Álvarez y Pete Alonso, novatos del año en la MLB

Grandes Ligas entregó los primeros premios a lo mejor de la temporada 2019

México arranca con el pie derecho en la Súper Ronda del Premier

La novena nacional se impuso a China Taipei y sigue en la lucha por ir a Tokio 2020

AMLO recibió al pitcher José Urquidy

El nativo de Mazatlán obsequió al Mandatario una de sus camisolas con el número 65

Trump recibe en la Casa Blanca a los Nacionales de Washington

El presidente de los Estados Unidos estuvo con los campeones de la Serie Mundial.

NOTICIAS
<