Los Vaqueros se hunden tras caer ante los Bills

Arlington.- Los Vaqueros llegaron al duelo ante los Bills con la consigna de dar un golpe sobre la mesa para volver al camino del triunfo e hicieron todo lo contrario. La derrota 26-15 ante Búfalo, en casa y en pleno día de Acción de Gracias, aumenta las dudas en torno a un equipo que si bien mantiene intactas sus opciones de postemporada, no parece tener rumbo. El futuro del entrenador en jefe Jason Garrett pende de un hilo.

RECIBE LAS NOTICIAS DIRECTO EN TU WHATSAPP, SUSCRÍBETE AQUÍ

EL PARTIDO

Ya en la semana Jerry Jones había dejado clara su molestia con el nivel de juego de los Vaqueros. Lejos de motivarse con las palabras del dueño, Dallas salió al emparrillado del AT&T con miedo. La primera serie ofensiva, en la que Prescott abrió el marcador con un pase de 8 yardas a Jason Witten, no fue más que un espejismo. La ventaja duró poco y las intenciones se esfumaron pronto, en parte también por el buen trabajo de los Bills.

Búfalo demostró en Dallas que tiene virtudes de sobra para justificar su buena temporada. No es un secreto que fundamenta su juego en una extraordinaria defensiva, cuyo sello se encuentra en la capacidad de robar balones y abrumar a los quarterbacks rivales. La presión dio frutos al forzar una intercepción y un balón suelto de Prescott, además de capturarlo en cuatro ocasiones y quitarle en absoluto el ritmo de juego.

Con el trabajo de la defensiva hecho, los Bills dieron paso a una buena actuación de su ofensiva. Josh Allen es uno de esos mariscales de campo temerarios que no le temen al golpe, al contrario, en ocasiones lo buscan y sacan provecho de ello. El empate de Búfalo llegó pronto, tras un pase de 28 yardas de Allen a Cole Beasley.

La ofensiva de los Bills se vio bien. Sin arriesgar de más el ovoide. En parte por la nula capacidad de Dallas para forzar jugadas grandes. Ya son cuatro partidos que los Vaqueros no pueden robar un solo balón. Esto generó confianza en Búfalo para ampliar la ventaja con una jugada de engaño en la que el receptor John Brown conectó con el corredor Devin Singletary.

La ventaja de Búfalo evidenció por completo la falta de creatividad en la ofensiva de los Vaqueros. Dallas parece haberse quedado sin ideas. Si a eso se le suma que el pateador Brett Maher falló dos goles de campo, la situación se vuelve crítica. Los Bills dieron el golpe definitivo a pocos minutos de terminar el tercer cuarto tras un acarreo de 15 yardas del propio Josh Allen y un gol de campo de 26 yardas por parte de Stephen Hauschka.

Los Vaqueros, más por ímpetu que por buen nivel, buscaron el milagro, pero fue imposible. Prescott encontró a Ventell Bryant en la zona prometida a falta de 4 minutos para el final del partido, sin embargo, la patada corta no fue buena y así se terminó el tiempo.

La derrota puede salirle cara a los Vaqueros, que, pese a que se mantienen al frente de su División con una marca de 6-6, quedan a merced de lo que puedan hacer las Águilas de Filadelfia. Los Bills, por su parte, siguen encendidos con un registro de 9-3. Los playoffs lucen cercanos.

ESTADÍSTICAS

JOSH ALLEN

YARDAS: 231

INTERCEPCIONES: 0

TOUCHDOWNS: 1

 

DAK PRESCOTT

YARDAS: 355

INTERCEPCIONES: 1

TOUCHDOWNS: 2

 

 

 

 

 

 

Panteras de Carolina despiden al coach Ron Rivera

Rivera ha estado al frente del equipo de la NFL desde la temporada del 2011.

Los Halcones Marinos toman el liderato de la NFC

Una gran actuación de la defensiva y del corredor Chris Carson hizo estallar el CenturyLink Field.

Los Texanos sorprendieron a los Patriotas

Nueva Inglaterra cedió la cima de la Conferencia Americana al ser alcanzado por los Cuervos de Baltimore

Rodgers y los Empacadores "congelan" a los Gigantes

El estelar mariscal de campo Aaron Rodgers lanzó cuatro pases de touchdown

NEWSLETTER ESTO
NOTICIAS
<