Tarde vibrante de rejoneo en la Plaza México

El tiempo se disparó y a las 16:30 horas con cielo nublado desde el amanecer y frío hasta los huesos, se soltó una leve llovizna. Los rejoneadores se tomaron unos minutos para decidir si partían plaza bajo el riesgo que esto conlleva al estar el piso resbaloso. Probaron la arena y ambos acordaron echar la tarde para adelante. En gran medida las condiciones del tiempo le quitaron las ganas a la afición, ya que la entrada no fue la esperada, sin embargo, un gran número de personas se dieron cita y con impermeables decidieron soportar el inclemente clima; otras más se apostaron en los palcos de la Plaza México.

RECIBE EN TU CORREO LAS MEJORES NOTICIAS DEPORTIVAS, SUSCRÍBETE AQUÍ

Mano a mano entre los rejoneadores Diego Ventura, por España y Emiliano Gamero, por México, que se han brindado por completo en una tarde que estuvo plagada de emociones y suertes que hicieron vibrar al respetable. Se lidiaron cinco toros de Los encinos y el sexto de Julio delgado, que se prestaron para el lucimiento de los toreros a caballo; hubo cierta polémica, ya que según el juez negó una oreja a cada torero y se decía que debió premiar la salida hombros de ambos, ya que los dos toreros echaron para delante la tarde al decidir salir al ruedo a pesar de las condiciones climáticas. Sin embargo, más allá de esto, el palco actuó de acuerdo a su criterio y cada oreja otorgada se hizo de acuerdo al reglamento taurino, la segunda ya fue a juicio de la autoridad.

MAESTRÍA

Diego Ventura ejecutó una labor con suma entrega, variado y muy efectivo ante el primero de la tarde. Arriesgó en todo momento pese a los riesgos del piso mojado. Y remató con un rejón de muerte impecable, mismo que dejó al toro echado sin puntilla. Petición de oreja que se concede. Y qué bueno que el juez tuvo a bien entregar el trofeo, habla de su sensibilidad, aunque se haya hecho del rogar.

El segundo astado de su lote a su ahijado de alternativa, Emiliano Gamero; ya para este toro había dejado de lloviznar. Sobre su caballo, Bronce, Ventura realizó una faena todavía más variada, toreando de costado a la grupa y deletreando las piruetas frente a la cara del astado. Probó con la muleta, sin bajarse del caballo, lo que no a todos les gusto; remachó con banderillas cortas colocándolas por santinas. Dejó un rejonazo, pero no soltó el palo y sacó el acero. De cualquier forma, el toro cayó al instante.

El tercero de su lidia no le colaboró como Diego hubiera deseado, sin embargo, se hizo del socio de una forma magistral, jalando del astado con la experiencia que lo ha hecho ser uno de los rejoneadores más importantes del mundo. Habiéndose hecho del toro, Ventura le comenzó a colocar los palos en el centro del ruedo, clavando dos banderillas al violón con quiebros espectaculares, seguido de piruetas extraordinarias. Prosiguió, pero ahora en lomos de Dólar, al que le quito las bridas o cabezal, para realizar la suerte a banderillas a dos manos, con un dominio increíble al ejecutar la reunión sin riendas. Finalmente remachó con el caballo Prestigio para dejar tres banderillas cortas consecutivas; rubricó de dos pinchazos y un rejón entero, con lo que se le escaparon los trofeos. No obstante, queda la labor magnífica del rejoneador.

A LO GRANDE

Emiliano Gamero respondió a la altura, realizando una actuación bastante hacendada y variada; estuvo de igual modo y certero, pese a que su socio no terminó de entregarse. Dibujó una pirueta espectacular, a centímetros de la cara del toro, le resultó pintada. Puso banderillas cortas y rubricó de un rejón completo que bastó sin problema. Fuerte petición de oreja que no se concedió y la gente le premió con una vuelta al ruedo con mucha fuerza.

Superó su entrega en el segundo de su lote, sobre todo con los dos quiebres que realizó en lomos de Adame, un caballo negro que tiene un valor impresionante, que soporta al máximo la acometida del toro para al final hacer el quiebro y esta imagen resulte toda una postal por su excelsa ejecución. Remató su labor sobre Glamour, clavando banderillas cortas tras dejar el rejón de muerte. Brindó la suerte suprema a su padrino Ventura y tras la ejecución fue aplaudido.

Cerró plaza con otra vibrante actuación, usando la garrocha al inicio de su labor, y luciendo en dos ejecuciones realizando quiebros muy comprometido. Pero más que eso, Gamero se mostró en un gran nivel, siendo hoy la mejor carta mexicana del toreo a caballo. El trabajo se nota en todo momento, Emiliano es un rejoneador comprometido y de esta manera se entregó en una tarde bastante completa. Al final de su faena ante el cierra plaza dejó un rejón que no bastó y despachó de descabello para cortar una oreja.

 

Tarde redonda de los Hermoso de Mendoza en la Plaza México

La última corrida de la Temporada Grande 2019-2020 de La Plaza México tuvo una convocatoria importante.

Hoy habrá tarde de corridas en la Plaza México

Pablo Hermoso le cederá la estafeta del arte del rejoneo a su hijo

Para Leo Valadez no aplica el conformismo

Tras su primer indulto, el matador anticipó que seguirá cosechando en los carnavales

Fluirá la magia del rejoneo con los Hermoso en la Plaza México

Los toreros coincidieron en que lo más importante es que surja el arte del rejoneo para beneplácito de los aficionados

NOTICIAS
<