En Veracruz cada quien tomó su camino

Han pasado varias semanas desde que se anunció la desafiliación de Veracruz y muchos temas parecen haber quedado en el olvido. Uno de ellos es el de los trabajadores del staff de los jarochos, empleados con cargos administrativos, de comunicación, entre otros tantos que -al igual que los jugadores- dejaron de percibir su sueldo durante periodos prolongados que abarcaron poco más de cuatro meses.

Según lo que ESTO pudo investigar desde hace unos meses, los empleados no tenían contratos, prestaciones ni respaldos formales de su empleo, además de que muchos ejercían sus labores con pocos o con instrumentos mínimos indispensables para trabajar.

Con el correr del tiempo, la mayoría se bajó del barco escualo, mas no todos decidieron seguir el mismo camino a la hora de buscar la compensación económica por el servicio que prestaron.

Fuentes confirmaron al Diario de los Deportistas que la instancia que amparó a los trabajadores fue la Junta de Conciliación y Arbitraje; sin embargo, no todos los empleados se animaron a meter una demanda.

Lo que entre compañeros hablaron en su momento fue que cada quien decidiría lo que más conviniera para sus situaciones particulares. Algunos sí están en medio de demandas laborales, mientras que otros optaron por dejar todo por la paz, a sabiendas de que el juicio y el proceso podría resultar más costoso de lo que en realidad se les adeudaba.

ESPERAN CONTROVERSIA

En lo que respecta a todos los miembros de los Tiburones Rojos que estaban registrados ante la Federación Mexicana de Futbol, como jugadores de diferentes categorías, médicos, utileros, entre otros, esperan todavía el pago de la controversia que metieron sin tener certeza alguna de cuándo llegará el pago.

Lo realmente lamentable es que un equipo de tanta tradición en nuestro país haya desaparecido de santo y porrazo por malas decisiones de directivas que dejaron al equipo a la intemperie y entre más se le inyectó presupuesto, más de hundía y los que terminaron por pagar los platos rotos fueron todos los involucrados en la cancha.

LAS CHICAS FUERON RESCATADAS

Controversias, falta de pago de sueldos, malas condiciones de trabajo y hasta violaciones fueron algunos de los temas de que protagonizó el Veracruz en los últimos torneos.

Las integrantes del equipo femenil del Veracruz no solo carecían de buenas condiciones para trabajar, tampoco contaban con un cuerpo médico ni un nutriólogo. Para rematar, solamente debían recibir 3 mil 700 pesos al mes como pago por sus actividades, sueldo que habrían recibido en una ocasión. Por lo anterior, al desafiliar al equipo la FMF, Jesús Martínez “liquidó directamente la deuda del club Veracruz directamente a las jugadoras”. Pero no fue todo, el directivo también le dio la oportunidad a las chicas de probarse con el Pachuca Femenil y así poder continuar su carrera.

 

Fidel Kuri va contra la FMF

El ex dueño de los Tiburones emitió un boletín

Utilizan el “Pirata” de la Fuente como salón de fiestas

El campo de juego se alquila a equipos e invitados especiales.

"Memo" Vázquez a favor de la desafiliación de Veracruz

El ahora entrenador de San Luis habló de la importancia de la estabilidad económica en los equipos.

Aficionados de Veracruz piden respuestas a la FMF

Un grupo reducido de aficionados asistió este domingo a una manifestación.

NOTICIAS
<