Ignacio Rivero no se tentará el corazón frente a Xolos

Foto: Cruz Azul

Toda espera tiene su recompensa. Tardó más de lo que esperaba, pero finalmente Ignacio Rivero se ganó un lugar en el plantel estelar de Cruz Azul. Fue hasta la jornada 9 del torneo cuando el uruguayo, uno de los refuerzos cementeros para el Guard1anes 2020, vivió su primera titularidad en el mediocampo con el conjunto capitalino. En ese proceso de espera, durante varias semanas, Nacho aceptó haber tenido un buen aprendizaje de Rafael Baca, su competencia deportiva en el equipo.

PODCAST ESTO | MESSI, LA TRAMPA

«Al ser suplente de Baca aprendí mucho mirándolo desde afuera, me parece un jugador muy interesante, me gusta su estilo de juego«, expresó en videoconferencia.

El charrúa, a pesar de que llegó a las filas celestes como revulsivo, no tomó a mal su suplencia y esa amargura que vivió por varios días al no ser considerado como esencial en el esquema del técnico Robert Dante Siboldi. «Estoy en un club grande, la competencia es otra, hay que ganarse su lugar, está demostrado que cualquiera que entre va a cumplir, eso hace que el nivel de todos los jugadores siga creciendo», expresó con madurez.

Ante los Tuzos del Pachuca finalmente se dio la sorpresa y Rivero apareció como un gran soporte en el centro del terreno de juego, donde cumplió con una gran actuación al ser el jugador con más pases precisos, varios de ellos determinantes en el accionar de La Máquina.

«Contento por mi primera titularidad, lo disfruté mucho, lo afronté con responsabilidad. Si llegué a ser titular fue trabajando día a día, seguiré igual, con los pies en la tierra, tranquilo y disfrutar cada momento que me toque jugar. Entré a cumplir con mis funciones, a dar lo mejor dentro del campo, mantener el equilibrio en el mediocampo», aseveró.

El siguiente paso para el jugador lo tiene muy claro y no se confiará a pesar de vivir sus primeros minutos de inicio. «Es un proceso, es un trabajo de día a día, el cual requiere no bajar los brazos, tener mucha paciencia, esperar el momento adecuado. El equipo venía muy bien, los compañeros tenían un sistema de juego muy definido, yo venía de afuera y me tenía que adaptar, todo eso lleva su tiempo, muy feliz por haber jugado», aceptó.

Ahora ante Tijuana, en la Frontera, no se mostró desesperado, pero mantuvo su ilusión de arrancar de inicio ante el club que lo trajo al futbol mexicano. «Si soy titular o no eso lo va a designar el cuerpo técnico, yo me enfoco en hacer mi trabajo, en ayudar al equipo», remató.

RIVERO NO SE TENTARÁ EL CORAZÓN

Justo en el mejor momento del certamen le llegó la titularidad a Ignacio Rivero. Cruz Azul viajará a tierras fronterizas y enfrentará a los Xolos de Tijuana, club dueño de la carta del mediocampista, que está a préstamo por un año con los celestes.

Con una confianza intacta por cumplir con su segundo partido consecutivo de inicio, el charrúa aceptó que ante su ex equipo no se tentará el corazón buscará el triunfo en su antigua casa.

«Tijuana me dio todo, me abrió las puertas del futbol mexicano, si hoy estoy aquí es gracias a ellos, palabras de agradecimiento para la institución. Pero desde que arranque el partido yo voy a querer ganar, me debo a Cruz Azul, daré todo dentro del campo, lo que yo sienta por Xolos quedará de lado durante 90 minutos», afirmó con contundencia.

Rivero cuenta con una ventaja sobre Baca en el partido ante el can azteca y no pasó desapercibida por el jugador sudamericano. «Es una plaza complicada, a los equipos rivales no les gusta ir a jugar por lo que significa el pasto sintético, yo conozco muy bien la cancha, no tengo dudas que haremos un gran partido, hay que tener la convicción y la confianza de que será así», reconoció.

El mediocampista uruguayo no se ha conformado por lo que ha mostrado hasta ahora el club cementero y reconoció que aún les falta mucho por mejorar, a pesar de ser uno de los líderes del actual torneo.

Siboldi reconoce que no fue el mejor partido de Cruz Azul

«Siempre es bueno pensar en positivo y que podemos mejorar, este equipo no tiene techo, siempre hay cosas por mejorar. Hay que afinar también los últimos metros, llegamos, creamos situaciones y muchas veces fallamos, tenemos buenas virtudes, pero también errores que hay que pulirlos. Vamos por buen camino y pensamos en grande».

QUIERE SELECCIÓN

Ignacio Rivero sueña en grande, a pesar de que cuenta con todas las adversidades en su contra. El uruguayo nunca ha sido convocado por la Selección de su país, pero ahora en las filas de un club de renombre como Cruz Azul, espera ser considerado en las eliminatorias mundialistas, con todo y que compite con jugadores de la talla de Federico Valverde del Real Madrid, Rodrigo Bentancur de la Juventus y Nahitán Nandez del Cagliaria de Italia.

«Es el sueño de todo futbolista, representar a su país. Pero para eso tengo que afianzarme aquí, seguir jugando y que las cosas salgan bien, eso es lo principal para que ese llamado llegue. Lo anhelo y lo sueño, trabajaré para que eso llegue en algún momento».

Atlas 0-0 Cruz Azul, en vivo jornada 14 'Grita México' A21

Ya se juega la primera mitad en la cancha del estadio Jalisco

Los que nos respetan se tiran atrás: Juan Reynoso

El estratega de la Máquina señaló que su equipo debe encontrar variantes para lso partidos ajustados

Cruz Azul y Tigres brindan un atractivo empate en el Azteca

Los dirigidos por Miguel Herrera rescataron el empate con el gol 150 de Gignac con Tigres

Cruz Azul 1-1 Tigres, en vivo jornada 13 ‘Grita México’ A21

Hugo Ayala marcó en propia puerta, pero Gignac puso el empate con un golazo de tiro libre

NOTICIAS