Nishikori regresa a tierra mexicana, a revivir viejas glorias

Mexico, 2015-02-18 13:36:03 | Redacción ESTO

Notimex

Kei Nishikori tendrá la responsabilidad de ser el máximo sembrado del cuadro principal en la edición XXII del Abierto Mexicano de Tenis, en lo que representará su regreso a México, país “que lo vio nacer”.
Fue en octubre de 2006 que el actual quinto mejor jugador del orbe probó por primera vez las mieles del éxito al proclamarse campeón del torneo Future categoría F-18 realizado en Mazatlán, Sinaloa, al que ingresó por la vía de la “qualy”.

Ahora, casi una década después, estará en el Puerto de Acapulco con el objetivo de conquistar el noveno título de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP) en su aún joven trayectoria.

Al talento del nipón hay que sumarle la experiencia de su entrenador, el estadunidense Michael Chang, ex número dos del mundo y ganador de Roland Garros en 1989; sin olvidar el apoyo del argentino Dante Bottini, quien está en su equipo de trabajo desde finales de 2010.

El nacido en Shimane hace un cuarto de siglo, se dio a conocer en “las grandes ligas” hace siete años, en el Abierto de Estados Unidos, al alcanzar los octavos de final.

En aquella edición, despachó en ronda inicial al “pampero” Juan Mónaco, que en ese entonces era 29 en el escalafón global; y para tercera vuelta sorprendió al cuarto favorito, el español David Ferrer, con quien coincidirá en las canchas duras de Acapulco.

Asimismo, podría encontrarse con el tandilense Juan Martín del Potro, responsable de acabar con su sueño en Nueva York en ese 2008, pues aún está en el aire la actuación de “DelPo” por una cirugía en la muñeca.

Desde su consolidación en el circuito profesional, los logros del asiático han dejado de ser personales para convertirse en pasos históricos en su nación, por ejemplo su ingreso al “Top-ten” y su aparición en una final de Grand Slam.

Ésta conseguida en Flushing Meadows la temporada pasada, currículum suficiente para apuntarse como el principal candidato a la corona del AMT.