Santos sufre ante Querétaro pero al final, se proclama Campeón del Clausura 2015



[symple_tabgroup]
[symple_tab title=”Querétaro”]

[/symple_tab]
[symple_tab title=”Santos”]

[/symple_tab]
[symple_tab title=”Crónica”]
POR MANUEL GÓMEZ C.
FOTOS: JORGE BARRERA
ENVIADOS ESPECIALES

QUERÉTARO.- La final más sui géneris de la historia, en la Liguilla más excepcional de todas cuantas se han celebrado en el futbol mexicano. Querétaro, en una reacción brava y asombrosa, queda a nada de concretar la remontada más grande jamás contada. Después de 45 minutos somete, pasea y borra a un desconodido Santos Laguna.
El 3-0 tras la parte inicial permite soñar a la multitud congregada en La Corregidora. Mas la corrección de Pedro Caixinha evita la enorme sorpresa. La maniobra le ensucia la corona del Clausura 2015, pero aunque la orquesta queretana es brillante, el 5-0 en Torreón termina por ser una losa muy pesada y decisiva en el 3-5 global.
Sí, el festejo prematuro de Guerreros le impide reinar como anhelaba en la vuelta de la gran final, mas la batalla sirve para que Gallos Blancos cierre dignamente como campeón sin corona. Nunca un subcampeón había sido más digno como éste.

EL PARTIDO
Muy rápido, sobre el minuto 9, Jesús Molina intenta frenar a Danilinho, mas lo faulea dentro del área, y Francisco Chacón no duda al señalar el manchón de penalti. Mario Osuna ejecuta con potencia y colocación, a la izquierda de Marchesín, pese a que éste adivina el cobro queretano.
Motivado, el cuadro anfitrión presiona y 10 minutos más tarde, al 20′, Ángel Sepúlveda desborda, encara a Marchesín y suelta el bombazo a primer poste, mas el guardameta, inspirado, realiza un atajadón. Mas en el cobro del córner, por derecha (21′), Yasser Corona busca el balón flotado a segundo poste y gana el cabezazo. Marchesín titubea, sale de su puerta, y el testarazo lo techa, para aterrizar en las redes. Un 2-0 que invita al milagro. La primera falla del portero lagunero le cuesta el descontrol a los visitantes.
El revulsivo de los Gallos Blancos se produce contra pronóstico. Vucetich, lejos de irse alegremente al ataque, agrupa y ordena al equipo muy a su estilo. Ocupa a Osorio en la central y no se desborda.
El premio a tanta inspiración se produce al 37. Ángel Sepúlveda desborda alegremente por izquierda, rebasa a José Javier Abella y luego se lleva por piernas a Izquierdoz, al que le aguanta una fuerte barrida. Sobre la marcha tira, casi por el centro, donde fulmina al desconocido Marchesín -quien de tolerar un gol en toda la “Fiesta” ahora se lleva tres-. Es el 3-0, idéntico a lo sucedido en la ida, pero al revés. El global 3-5, hace notar que a estas alturas cualquier cosa puede suceder, por insólito que parezca.
En la agonía del lapso inicial, Izquierdoz jalonea a Sepúlveda a la entrada del área, mas esta vez deja correr y la goleada parcial permite soñar a Querétaro con algo impensado. Después de todo, qué nos sorprende, si el “Rey Midas” está ahí, sobre la cancha.
Próximo al desenlace de los primeros 45 minutos, Pedro Caixinha, en un acto desesperado, saca a Javier Orozco -uno de los héroes en la ida, al aportar cuatro goles- y mete reversa al ocupar a Sergio Ceballos.
Desde el banquillo, sonriente como siempre, Ronaldinho aprecia el encuentro, esperanzado en ver minutos en el complemento.
Para el complemento, Pedro Caixinha corrige. Ejecuta la fórmula que le ha dado resultados en la vuelta ante Chivas y en la ida contra los propios queretanos. Encima al rival desde la salida, lo complica y las aproximaciones de Gallos disminuyen. Santos, por fin, controla el encuentro.
Desesperado, a falta de 30 minutos, ocupa al fin a ‘Dinho’. El astro brasileño intenta inyectar el ánimo extraviado después de los 15 minutos de reposo, mas carece de la velocidad para revivir añejas glorias y la marca invalida su esfuerzo. Es entonces cuando se le ocurre “cazar” a Marchesín y cuando éste flota el esférico para despejar, Ronaldinho hábil lo despoja y camina solito rumbo a las redes. Mas Chacón, atento al reglamento, amonesta al ídolo por la ocurrencia.
Nervioso, Caixinha consulta el reloj. ¿Cuándo iba a imaginarse un escenario así…? Sí, ha controlado al oponente, mas la inesperada reacción le ha ensuciado la condición de monarca prematuro.
Afanado en “liquidar”, Santos roba y roba, hasta que al 69′, el “Pulpo” Diego González filtra para Escoboza, mas éste vuela el esférico, en lo que pudo ser la “puntilla”.
En la agonía, el “Pato” Rubio recibe, por fin, un balón a modo. De frente a portería suelta el bombazo, mas Marchesín realiza un atajadón. El del título. El de la quinta corona para los Guerreros… El sufrimiento ha valido la pena. Es de ellos la gloria…
en este partido de vuelta de la final disputado en el estadio La Corregidora.

[/symple_tab]
[symple_tab title=”Minuto a Minuto”]

[/symple_tab]
[symple_tab title=”Estadísticas”]

[/symple_tab]
[/symple_tabgroup]

América acumula 10 juegos sin derrota

Las águilas cosecharon cinco victorias y cinco empates en sus últimas presentaciones, pero no ganan hace tres cotejos.

"Billy" Álvarez promete "jugosa" recompensa si Cruz Azul es campeón

El Presidente de la Máquina quiere motivar a sus jugadores para romper la malaria.

Javier Salas descartado; Jerry está listo

Cruz Azul no contará con plantel completo para el cierre de torneo regular.

La “Chofis” ya renovó con Chivas

El jugador mexicano ya definió su futuro tras todos los rumores.

LO ÚLTIMO
LO MÁS VISTO
Newslwtter
NOTICIAS