Kalimba brilla, cena musical el desayuno

Mexico, 2015-06-19 08:23:03 | Redacción ESTO

CORTESÍA DE JESÚS TEPEPA
FOTOS: JOSÉ LUIS GARCÍA

SU devenir por esta existencia ha estado plagado de cualquier tipo de emoción… cuando niño se dio la mano con esa engañosa cuan aparente amiga llamada popularidad… en la adolescencia continuó en ese sendero… durante esta etapa adulta ya convertido en hombre, conoció lo sombrío de una difamación; pero Kalimba ha sabido nadar en la mar de aquella adversidad hasta llegar a otra playa con una sonrisa y presentar en el Pepsi Center una gran paradoja… Cena para desayunar.
El instrumento musical africano transmutado en ser humano no esperó más… elevó la mirada hacia los cielos, quizá en complicidad con algunos ángeles guardianes diciéndose para ellos mismos Acá entre nos.
Un coro multitudinario comenzaría a adornar la noche… parecía haber entre la multitud unos Besos robados… pero no porque quien ama entrega, ofrece, recibe… Jamás hurta.
El ayer recibe una llamada evocadora… la alegría de aquellas vivencias de adolescente vuelven a sentirse… Sha ba da ba da… quizá para algunos incomprensible, sin embargo para quienes caminaron esa vereda fue un volver a sentir.
La Cena para desayunar presagia otros avatares… Un mundo nuevo sin ti tal vez no sería lo mismo… quizá los aires del destino vengan a traer otros aromas, aunque siempre habrá añoranza.
Un amargo pasaje afortunadamente ya ido hace sombrío un instante no obstante se ilumina al saber que Nada puede herirte… los pensares como los pesares han hecho más fuerte el espíritu de Kalimba.
Nuevamente los sonrientes momentos nunca separados… Estoy tocando fondo a través de experiencia regalada por la curva del ir o venir… probablemente Duele; pero ya pasó.
La exigencia de cualquier gourmet amante de la buena balada ha sido satisfactoriamente complacida, ya no hay Estrellas rotas… ha sido una velada amigable, Tu corazón lo sabe… Es una cena musical el desayuno.