Hollywood vive una crisis publicitaria

Mexico, 2015-07-01 10:00:00 | Redacción ESTO

FOTO: MARTÍN MONTIEL

POR ALMA ROSA CAMACHO
HOLLYWOOD entró en una “crisis de desarrollo -publicitario-”, para que sus películas sigan trascendiendo a futuro, aun con la “maquinaria” de mercadotecnia exterior, para la que invierte por filme unos 50 millones de dólares cuando las distribuye alrededor del mundo. Y no obstante, el valor primigenio es que “la historia fílmica tenga ese toque de grandeza que la lleva a ser visible para su consumo, y se recupere la inversión”.
Así coincidieron en señalara, en la tarde de ayer, los cineastas estadounidenses Spike Jonze y Bennett Miller, durante su ponencia “Rompiendo el molde: Dos visiones de cine independiente”, en el marco del TAG CDMX Encuentros Geniales, quienes al emerger del cine independiente, reiteraron que cuando una cinta posee ese “imán” de calidad, no requiere de toda una parafernalia de publicidad como aconteció con las de manufactura mexicana “Y tu mamá también” y “Amores perros”, de cuyos directores Alfonso Cuarón -ganador del Oscar por “Gravity”- y Alejandro González Iñárritu, respectivamente, se declararon fans.
A lo largo de hora y media que duró su conversación, siendo el moderador Óscar Uriel, incluyendo una serie de preguntas y respuestas ante miles de oyentes en el Auditorio Nacional, en su momento Spike halagó una vez más el trabajo cinematográfico de Iñárritu en “Birdman”, que en este año se llevó cuatro Oscar –Película, Dirección, Guión original y Fotografía- y enfatizó que en la industria se tiene que arriesgar, sobrepasar límites y retos, para llegar a la cúspide de la profesión.
Spike y Bennett contestaron a la misma pregunta en el sentido de que el primer guionista y director le apuesta más a una historia escrita, cuando el segundo de Nueva York, conforme va rodando la película se junta con los actores como ha sido el caso con Brad Pitt, que “en ese momento ideamos la escena, la rodamos y la vemos; y si no nos gustó, la desbaratamos para rehacerla”.
Cada uno habló de sus “caídas” como el hecho de “puertas cerradas”, que en más de las veces las depresiones estuvieron a flor de piel en sus vidas laborales. Y un día apareció la suerte y “bingo”, sus carreras de cineastas fueron en ascenso.
En lo que coinciden es que “si llega un momento que la angustia y la depresión te invade, pero la inspiración, la lucha por sacar adelante el proyecto, te envuelve; para acabar tal o cual cinta”.
Entre otras cosas, coincidieron que “tener un buen guión es bueno, pero se empata con una buena actriz y actor, a los que sí se les tiene que consentir y cultivar, para que todo armonice en la película”.
Señalaron también que la existencia de las películas es porque “tienen el significado explícito en las metáforas que la conforman de coincidir con lo que ocurre en la vida real y es la forma de comunicarse y conectarse con el público”.