Al rojo vivo, emoción de principio a fin en Chile

Mexico, 2015-07-04 19:23:29 | Javier Juárez

Foto: Javier Juárez

SANTIAGO, CHILE.- Fervor al límite, el público vibró de principio a fin con la Roja, la marea subió y subió.
La gente abarrotó el coloso de Ñuñoa, miles y miles de chilenos acudieron al recinto para ser parte de la historia.
La generación de oro no les falló: Alexis Sanchez, Arturo Vidal, Claudio Bravo, Gary Medel, Jorge Valdivia y Eduardo Vargas le dieron a la Roja una noche inolvidable, Chile campeón.
Los rostros pintados, sonrisas por doquier, la gente se unió por un solo deseo.
Miles de banderas tapizaron y ondearon en el recinto durante todo el juego, el ambiente fue fenomenal.
La tensión creció a cada minuto, la Roja creó varias ocasiones de gol pero no logró sacudir la red.
Argentina encabezada por Leonel Messi era sinónimo de peligro en cualquier instante, el astro del Barcelona hizo lo suyo pero no contó con el respaldo de sus compañeros, el diez poco a poco se esfumó.
Noventa minutos no alcanzaron, los tiempos extras tampoco.
Todo se arregló en los penaltis.
El nerviosismo creció, pero el público nunca dejó de alentar, el “Chi Chi Chi Le Le Le” retumbo una y otra vez.
La tanda que inició Mati Fernández la cerró Alexis Sánchez, el “Niño Maravilla” marcó el tanto definitivo con atrevimiento.
El Nacional estalló. La Roja al fin cumplió.
Solo faltaba la entrega del trofeo, el capitán Bravo pasó por la Copa y la levantó para todos.
Ya con el regalo en las manos comenzó la vuelta olímpica, el estadio y los jugadores se mezclaron en uno solo.
Para hacer más emotivo el momento las luces se apagaron, los juegos pirotécnicos aparecieron. El cielo se iluminó de rojo.
Así se apagó la noche, los festejos continuaron a lo largo y ancho del país. Noche al rojo vivo.