Guadalupe González dedica su oro panamericano a México

POR GUILLERMO MARTÍNEZ G.

ALGARABÍA causó la medallista de oro y marca panamericana, María Guadalupe González, a su llegada a la ciudad de México.
Mucha gente se enteró de la grandiosa hazaña que hizo para hacer retumbar el Himno Nacional en Toronto, al concluir su prueba en la marcha.
Por lo que ahora fue su nombre: Lupita, Lupita, el que se escuchó en el aeropuerto tras su arribo, la afición gritaba al paso de esta atleta que dio todo en la competencia.
Porque esta atleta es un honor para la mujer mexicana. Para quien se esfuerza por salir adelante a pesar de las adversidades que surgen a su género. Por enfrentar a sus rivales de frente, con orgullo. Y su pueblo se lo reconoció al hacerle caravanas cuando pasaba a su lado.
No se esperaba a los cientos de personas, incluidos pequeñitos, que aplaudieron su presencia. Y ella, como siempre, como un verdadero ídolo se dejó consentir, y en agradecimiento les dedicó su medalla dorada.
“Es para México, para toda esta gente que estuvo al pendiente de mí. Estoy super emocionada y contenta. Tuve una competencia donde los últimos metros fueron los más difíciles. No supe cómo entré a la meta, sólo sabía que debía cruzar”.
Porras, sonrisas, abrazos de gente que ni conoce pero que saben reconocer cuando el valor, el coraje, el espíritu deportivo resalta en los competidores.
Este fue el caso de Lupita González, quien con apenas unos cuantos años en esta disciplina ha alcanzado metas insospechadas, dejando entrever que la mujer es una gran luchadora en lo que se propone.
Y aunque no le gusta la marcha, “le agarro más cariño con esta medalla”, quedó exhausta al dejar el corazón en sus primeros Panamericanos. Mientras que en las redes sociales es una reina, la mejor, la atleta que ahora tiene miles de seguidores, además de ser un ejemplo de cómo se debe pelear hasta el final.
“Trabajo al día. La verdad que no me presiono el saber que ahora tengo un compromiso por lo que logré, más bien disfruto entrenar y si las condiciones se dan para volver a pelear una medalla, pues iremos hacia delante”.
Así es Lupita, sencilla, preocupada por saber cómo está su familia y decirles que la caída al final de su competencia fue porque entregó todo. Hasta el último suspiro y que siempre pensó en ellos y en su país que ahora la arropa en su alma y sus colores.
“Voy a seguir trabajando. Gracias a Dios estoy bien, motivada, esperando las indicaciones de mi entrenador, porque quiero estar en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro”.
Y se despidió en medio de los aplausos en reconocimiento a su grandeza como deportista y gran ser humano.
¡Bienvenida, Lupita!

Torrado anuncia su llegada al equipo Indy Eleven

Gerardo Torrado indicó que se incorpora a su nueva escuadra de la North American Soccer League (NASL) de Estados Unidos.

Merillela Arreola desea el metal olímpico

“Hubo un poco de desconcentración de mi parte, y esa experiencia hay que pulirla, mejorarla, son factores que se van identificando. Al final del combate fue lo que me costó alcanzar una medalla de más peso. Por lo que hay mucho trabajo por delante”.

Medallistas panamericanos ovacionaron a Joselito y Lindolfo

JOSELITO Velázquez y Lindolfo Delgado se presentaron en la noche del domingo en el ring del Plaza Condesa, donde fueron objeto de aplausos y ovaciones por parte de los aficionados, que reconocieron su gran papel en los XVII Juegos Panamericanos de Toronto 2015

“Ahí está la tercera medalla de oro”: Paola Longoria

LO ÚLTIMO
LO MÁS VISTO
Newslwtter
NOTICIAS