México avanza a la Final de la Copa Oro envuelto en polémica

Mexico, 2015-07-22 23:07:21 | Redacción ESTO

POR LUIS GARCÍA OLIVO
FOTOS JORGE BARRERA
ENVIADOS ESPECIALES

ATLANTA.- Injusto para muchos, real para pocos.
México se encontró con la fortuna y Panamá con el hurto.
Un penalti polémico al minuto 88 regresó a la vida al Tricolor y por ende amarró su pasaje a la gran final en los tiempos extra, para no variar, desde los once pasos, tal y como ocurrió contra los ticos, convirtiéndose Andrés Guardado en el salvador de la historia, pues once Tricolores no pudieron contra diez panameños en tiempo regular.
Tuvo que llegar la labor del juez central, Mark Geiger, para enmendar la situación en el ocaso de los noventa minutos y pitar una mano de Román Torres dentro del área, misma que prendió el coraje de los canaleros y las suspicacias sobre un posible arreglo a favor de México, pues era imposible que no estuviera en la gran final de la Copa, ahora que Estados Unidos estará ausente.
En días donde la Concacaf está en el ojo del huracán debido al amaño de partidos, el nazareno no se quedará atrás y por ello salió fuertemente custodiado cuando los panameños se le fueron encima al final de los tiempos extra, pues fue evidente el coraje e impotencia con que cargaron con la derrota, ya que mostraron más oficio que los del “Piojo” durante el tiempo regular.
Guardado y México fueron los menos culpables de las decisiones arbitrales, el Principito cumplió con el compromiso en el par de ocasiones que disparó desde los once pasos y se convirtió en el goleador del combinado al contabilizar cinco dianas, más que los propios delanteros.
El arbitraje hoy puso la cereza en el pastel, pues si contra los ticos fue una probadita, anoche se despachó con banquete, pues tres penaltis tienen a México en la gran final del torneo y se verá las caras ante la sorpresa de Jamaica en Filadelfia el próximo domingo.

EL JUEGO
La tendencia de Mark Geiger llegó al minuto 88, pues México no pudo sacarle provecho a la ventaja numérica de diez panameños desde el minuto 24, tiempo en el que México no encontró la formula para abrirlos, pues ninguna de las pruebas que realizó el “Piojo” a lo largo de la Copa Oro surtieron efecto en el partido más importante en busca de la final, pues con línea de cinco ni con la de cuatro pudieron abrir a su “coco” canalero.
Más aún, nacieron más dudas, Vela y Oribe continuaron sin meterla, y contrario a lo que han sido, Esquivel y “Tecatito” no fueron revulsivos.
Pese a tener un relieve que prometía debido a la expulsión de Luis Tejada, México cayó en la desesperación y en el poco orden para hacerse presente en el arco contrario.
Solamente dos disparos, uno de Vela y otro más de Paúl Aguilar atemorizaron a Penedo, pero nada de cuidado.
Miguel Herrera recompuso al complemento. Cambió de cinco a línea de cuatro, mandó a la banca a Oswaldo Alanis por Carlos Esquivel, pero su entrega quedó en el tintero.
Enseguida Román Torres, en pelota parada, le ganó la marca al “Maza” Rodríguez y con potente cabezazo abrió el marcador en lo que era un buen presagio, pero la moneda cambiaría gracias al silbante central.
“Tecatito” al abordaje y también quedó a deber. Hoy no soló faltó la contundencia, sino también las llegadas, pues México abusó de centros imprecisos y pases cortos, sin idea a las jugadas individuales o disparos de larga distancia.
Pese a la ventaja, Panamá no se encerró y con Armando Cooper registró par de intentos, en donde en uno puso a volar a Ochoa.
Chuleta entró, Layún dejó la cancha, Guardado pasó a la lateral izquierda y Esquivel era un nuevo contención y ni así abrieron el marcador, salvo cuando llegó el polémico penalti que regresó a México a la contienda gracias a Guardado y en los tiempos extra nuevamente lo confirmó con otro disparo desde los once pasos al minuto 104, luego de una obstrucción de Machado sobre Chuletita, pero esto ya fue poca cosa después de lo pitado al cierre del tiempo regular, pues el juez se llevó el show del partido.