Diego Silveti como si nada, atrás quedó el dique seco

POR MIGUEL ÁNGEL GARCÍA

Y FINALMENTE reapareció. Pues vaya que lo hizo con autoridad y mérito sobrado, por que luego de no torear tres meses por una cornada y reaparecer con una salida a hombros, no es nada sencillo, más aún por ser en la España exigente, ante dos toros para examen profesional. Una bocanada de oxígeno para el alma que tanta falta hacía. Aire para alimentar el espíritu y sentirse vivo, más cuando son toreros por divinidad, como Diego Silveti.
“Gracias a Dios y después de tanto tiempo de estar parado por la rehabilitación, finalmente reaparecí. Jamás había tenido que estar tantas semanas sin torear, y no te creas, estaba muy nervioso”, indicó Diego vía telefónica desde España.
“Uno es ser humano y te pasan muchas cosas por la cabeza, incertidumbre por saber si estaría a la altura, o si no te va a pesar el miedo y la responsabilidad. Pero gracias a Dios hicimos una preparación física, mental y taurina dentro de lo que pude, no tanto como hubiera deseado. Pero encontrarme haciendo lo que más me gusta me dio mucha motivación y alegría para poder cortar las orejas; triunfar, que era lo importante”, manifestó el torero de dinastía un día después de haber salido por la Puerta Grande en la plaza de Iscar, provincia en Valladolid.
“Estuve intentando motivarme mucho y pensar en cosas positivas; recordé todo el tiempo que pasé sin hacer lo que más me gusta, sin desfogar mi vocación. La verdad es que cuando pasas tanto tiempo así llegan a tu mente cosas, claro, todo para bien. Pero si Dios me daba la oportunidad de torear como pude había que aprovecharlo y dar el máximo para seguir escalando peldaños y lo pude hacer. Qué bueno que se pudo salir a hombros”, subrayó el diestro guanajuatense.
“Horas antes de torear acostumbro dormir una siesta, me siento relajado. Pero el lunes me costó trabajo siquiera pensar en dormir; se parecía a las primeras veces, cuando comencé a torear. Más que nervioso, tenía la adrenalina a tope, llevar casi tres meses sin torear no es fácil. Pero ya en el ruedo me volvió el sentimiento de sentirme torero”, recordó Diego.
Sobre la tarde de su reaparición, Silveti rememoró que los toros no fueron nada fáciles.
“Ásperos, difíciles, tenían mucho volumen; nada ideales para una reaparición. Pero en cuanto a actitud, me sentí bien, y al cortar la primera oreja la moral se incrementó. Me siento muy motivado para continuar con la temporada que se está planeando”.

EL TENDÓN DE AQUILES
Y todo salió de acuerdo con los planeado, como había mencionado el matador, en relación con los tiempos de recuperación y reaparición.
“Toda la estrategia se llevó de manera adecuada, conforme se fueron cumpliendo los plazos de recuperarnos; sobre todo de que desapareciera la infección y que la pierna volviera a su estado natural. Tenemos la oportunidad de seguir representando al toreo mexicano en España y para seguir toreando hay que triunfar todas las tardes”, expresó.
-¿No tienes ninguna molestia?
“Aún no estoy al cien por cien, la herida de la pierna ya cerró, pero al haberse seccionado el tendón de Aquiles, mi movimiento no está como antes. Se harán trabajos fuertes de rehabilitación, hay que tener paciencia; mientras estaré usando vendajes especiales y sé que pronto volverá a estar todo normal. Lo único es que sí puede pasar es una lesión mayor en el tendón de Aquiles; me han hecho hincapié en que la rehabilitación debe hacerse con mucha cautela para no forzar el tendón y que se rompa por dentro”, dijo.

TEMPORADA
Añadió el torero que compaginará la temporada entre España y México; “después de estar en el dique seco ahora hay que aprovechar al máximo todo lo que tenga para seguir avanzando”.
Diego tiene pendiente torear los próximos 14 y 15 en la Iberia tras el triunfo que obtuvo en Iscar; luego torea el 25 en la feria de San Luis Potosí y se regresa a España porque a principios de septiembre tiene cuatro fechas que se está cerrando su apoderado José María Garzón. A mediados de ese mes vuelve a México para torear en las fiestas patrias y finalmente retorna a culminar la temporada en España, donde toreará un total de 10 corridas en lo que resta del año.

¡Se consagró en La México! Diego Ventura indultó toro de Enrique Fraga

El rejoneador portugués, afincado en Sevilla, España, Diego Ventura, se consagró en La Plaza México

Cartagena y Padilla conquistaron Monterrey

Rejoneador y matador cortaron dos orejas en una noche pletórica en Nuevo León

La Temporada Grande en La México afina detalles

El domingo iniciará la temporada de corridas en el máximo coso del país.

Diego Ventura viene a México a hacer historia

El rejoneador espera cuajar en tierras mexicana, una temporada como la que consiguió en Europa

LO ÚLTIMO
LO MÁS VISTO
Newslwtter
NOTICIAS