Nuevas adversarias han llevado a María Espinoza a reinventarse

POR HÉCTOR REYES

A SIETE años de haber ganado su medalla de oro durante los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, con una comida entre compañeros del equipo nacional y una festividad en su honor en la Brecha, Sinaloa, María del Rosario Espinoza otra vez hace maletas para viajar a Buenos Aires, Argentina, en la búsqueda de puntos que le ayuden a mejorar en la clasificación olímpica, a partir de este miércoles.
“Claro que lo recuerdo, fue algo muy padre, fue como un sueño que en ese momento lo viví despierta, aunque no hay nostalgia”, declaró una de las glorias deportivas de México, en un proceso que cada día se acorta más en la lucha por la calificación a los Juegos Olímpicos de Río 2016.
María cuenta con el 50% de los puntos (30 de 60 posibles en G-1 y G-2) que ofrecen los Abiertos, por lo cual no hay descanso ni lamentaciones por lo ocurrido en el Grand Prix de Moscú, en donde avanzó a la segunda ronda. Ella ve el futuro con tranquilidad, no obstante que ha tenido que enfrentar a verdaderos “monstruos” en las competiciones internacionales.
“El año pasado obtuve la plata en el Grand Prix final, y sí yo busco estar dentro de las medallas, pero sobre todo ganarlo, porque otorga 40 puntos, entonces eso para mí es muy importante. No es nada fácil porque se fusionan las categorías, se enfrentan las 32 mejores, pero cada competencia es diferente, nueva y para todos se nos abre la oportunidad y hay que aprovecharla cuando se presente”.
María el año pasado ganó el Abierto de Argentina, pero los puntos son vitales para lograr la calificación olímpica por la suma de puntos, de lo contrario habría que esperar al preolímpico.
“Ha sido cada vez más complicado, pero yo creo que para todos hay esa oportunidad de buscarlos y conseguirlos, hablo a nivel mundial, en donde todo mundo los está buscando. Ahora vamos, por ejemplo, al Abierto de Argentina, los que nos faltan los 60 puntos y por ese lado vamos a buscar puntos para asistir al segundo Grand Prix en Turquía”.
A su regreso, el equipo nacional será anfitrión del Campeonato Panamericano de Aguascalientes, los días 11 y 12 de septiembre.

Hay una brecha larga que saltar: Briseida Acosta

La taekwondoín sueña con estar en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

Dolores Hernández sueña con Tokio 2020

La clavadista veracruzana quiere ir a sus segundos Juegos Olímpicos

Judokas financian viaje para puntaje olímpico

Edna Carrillo y Luz Olvera, dos de las mejores representantes mexicanas a nivel internacional

Mariana Arceo está convencida: todo es posible

Mariana estuvo un tiempo sin entrenador, sin apoyos, lo cual la había desanimado en seguir en el pentatlón.

NOTICIAS
<