Ajo y agua

Ajo y agua

POR HUGO SÁNCHEZ

Ya en ocasiones anteriores he destacado la gran calidad que posee Carlos Vela, hoy convertido en el goleador histórico de la MLS con 34 anotaciones en una sola temporada, tras el triplete que anotó el domingo para el triunfo de 3-1 que Los Ángeles FC obtuvo en su visita a los Rapids de Colorado.

Uno de esos goles, el segundo, fue especialmente espectacular, con remate de chilena, que me hizo recordar mí época como goleador histórico del Real Madrid, el mejor equipo de todos los tiempos.

En su momento, cuando las críticas hacia Vela venían muy fuertes por su no comparecencia en la Selección Nacional, obviamente lo defendí, al grado de que hice el comentario de que él es tan importante para México como lo es Lionel Messi para Argentina y Cristiano Ronaldo para Portugal. Sin embargo, hubo algunos listillos que pensaron que yo lo estaba comparando; y no fue así, más bien le dio la importancia que tiene en nuestra Selección, porque sin él somos menos fuertes.

Insisto que el mejor futbol del mundo está en Europa, principalmente en España, pero no por eso hay que restar importancia a lo que Vela hizo esta temporada en el futbol estadounidense, en la que incluso brilló más que el delantero sueco Zlatan Ibrahimovic, quien no hace mucho triunfó en equipos como Ajax, Juventus, Inter de Milán, Barcelona, Milán, París Saint Germain y Manchester United, antes de llegar al Galaxy de Los Ángeles.

No faltará aquel malinchista que salga a decir que lo logrado por Vela no tiene mayor mérito, al tratarse de la MLS, pero no debemos olvidar que este torneo ha crecido notoriamente en los últimos años, gracias a su gran esquema de trabajo y planeación.

Ya no es aquella Liga en la que sus equipos sucumbían con gran facilidad ante los representativos de México. Lo anterior también se debe a la participación de jugadores mexicanos de renombre, quienes hemos ayudado a que el futbol tomara interés entre los aficionados locales. Precisamente me tocó poner lo que vendrían siendo las primeras piedras de este proyecto, primero, con el de San Diego Sockers (1978-1980); y después con el de Dallas Burns (1996).

De hecho soy uno de los dos únicos jugadores en la historia que disputaron las dos etapas del futbol estadounidense, pues debemos recordar que antes de la MLS existió la NASL. Es por eso por lo que, años después, me da gusto que un mexicano sea ahora el goleador histórico en el futbol de Estados Unidos, incluso por lo que significa en el ámbito social. Atrás quedó la marca de 31 goles que el venezolano Josef Martínez impuso la temporada pasada con 31 tantos para el Atalanta United. Carlos Vela vuelve a poner en alto el nombre de México, así como lo hizo hace 14 años, cuando se proclamó campeón del Mundial Sub-17 en Perú, donde también fue el máximo goleador, con cinco anotaciones.

Carlos Vela se ha ganado la enemistad de muchos por sus constantes rechazos a la Selección Mexicana, y precisamente por eso es tan criticado, incluso cuando ha demostrado ser uno de los mejores jugadores que ha dado nuestro país. Para muchos es difícil entender por qué Carlos se ha negado a jugar con la Selección Nacional. En lo personal, y sin pretender ser el abogado del diablo, como suele decirse en estos casos, aplaudo su personalidad, al imponerse y no dejarse mangonear por algunos directivos del futbol mexicano, que tanto daño han hecho con sus malas decisiones, siempre anteponiendo intereses personales. Sin duda habría que aprenderle mucho a los directivos de nuestro vecino del norte.

Lo cierto es que sin Vela la Selección Mexicana y hasta los aficionados son los que penosamente pagan los platos rotos. Intentar convencerlo me parece correcto, pero lamentablemente las gestiones de nuestros dirigentes en la Federación no han sido las más idóneas, algo muy triste al no poder contar con uno de los jugadores más regulares y completos de nuestro país.

Si Vela no quiere estar, hay que respetarlo, y ojalá que el trato a nuestras estrellas del futbol sea profesional, para que te esta manera todos quieran y deseen representar a nuestra Selección.

Parece que en la actualidad han llegado a un acuerdo económico para repartir las ganancias que en todos los aspectos genera la Selección Mexicana. Me gustaría saber y conocer cuál es ese acuerdo para saber si los futbolistas hicieron o no un buen acuerdo, o incluso si se vieron forzado a aceptarlo.

Haremos la tarea de investigar cuál ha sido ese acuerdo, por el interés y beneficio a todos los que nos gusta el futbol.

¡Que te lo digo yo!

 

 

COLUMNAS ANTERIORES
<