Como director opino ESTO

Como director opino ESTO

No es molero

El de hoy no es un amistoso cualquiera para la Selección Mexicana; el duelo contra Ecuador representa muchas cosas como para considerarlo molero. Para empezar, al “Tata” Martino ya le gustó ganar y va por su cuarto triunfo en forma consecutiva, lo cual es muy positivo porque siempre será bueno hacer de las victorias un hábito.

Después, de esta Selección se han hablado un montón de cosas, sobre todo de las polémicas que han provocado las ausencias de algunos jugadores y el duelo frente a los ecuatorianos será el punto final para los amistosos previos y seguramente el partido arrojará las conclusiones definitivas para el entrenador antes de su debut en la Copa Oro.

Cierto también que Ecuador es, además, un rival de mayor jerarquía que Cuba, Canadá y Martinica, que son las primeras selecciones a las que enfrentará el Tricolor en la fase de grupos. Aunque México arrancará su participación en la Copa Oro el próximo sábado contra los cubanos, el amistoso ante los ecuatorianos tiene un mayor grado de dificultad porque estamos hablando de una selección que buscará trascender en la Copa América, mientras que los cubanos siguen sin tener un rumbo claro en el futbol.

Es decir, no podemos hablar de un partido molero, cuando está en juego algo más que un simple amistoso para ganar dólares. Sabemos que, en ese sentido, el Tricolor es un gran negocio en Estados Unidos, por eso juega más partidos al año en el país vecino del norte que aquí. Y creo que sería un error desperdiciar esta parte, sería como darle la espalda a una mina de oro.

También está la otra parte, la de los jugadores, que parecen estar contentos y comprometidos con el trabajo que han realizado hasta ahora. México no se ha visto conformista ni sobrado. Ojalá que esta actitud también se vea en la Copa Oro porque hasta ahora se le ha ganado a rivales sudamericanos: Paraguay, Chile y Venezuela, y se podría sumar una victoria más frente a Ecuador.

Sin embargo, sabemos lo que implica jugar en un torneo de la Concacaf contra los siempre duros rivales de la zona. Para empezar, hay malos arbitrajes y muchas patadas. Las cosas cambian por completo. Espero que Martino haya considerado esto, porque si bien México es el imán de taquilla, siempre tiene todo en contra.

salvador@esto.com.mx

COLUMNAS ANTERIORES
<