En la cancha

En la cancha

Bienvenido, Memo

Ochoa llega de regreso al Nido y la querencia al lugar donde nació futbolísticamente se ha convertido en un acontecimiento, por la calidad de Paco Memo y porque su madurez, con el buen quehacer se hacen presentes en la portería de las Águilas. El bajo costo de indemnización y un sueldo acorde a su categoría enmarcan su regreso al balompié mexicano. Memo luchó contracorriente y salió del confort para ir a Europa. Su regreso es por lo alto, al equipo donde llega para ocupar un lugar preponderante.

LA ROMPIÓ América con las bombas. Traer a Gío y ahora a Ochoa lo convierten en el equipo protagonista en el mercado de fichajes. Esto deja en claro que las Águilas no se duermen en sus laureles y van por más. Producen en básicas y exportan. Venden bien y se refuerzan. No cabe duda que es brillante la mancuerna Baños en escritorio y “Piojo” en la cancha. Así las Águilas pueden volar con una dinastía.

ANGULO es una gran contratación para reforzar el ataque de Cruz Azul. El ansia de ser 4 y llegar, lleva a que la Máquina minimice la oportunidad de mexicanos promesas porque el resultado del éxito apura y con el arranque de entrada la presión sube como la espuma en el seno azul. Ya veremos qué sucede con lo que venga el fin de semana.

LA FEMENIL fue un fracaso en Panamericanos después de haber ganado Centroamericanos. No llegar al Mundial en Francia, ahora el quinto en Perú, establecen que con la calidad de las que juegan fuera y con la Liga local, debe maximizarse la atención hacia este equipo. Kenti Robles es un ejemplo de dolor y coraje, fue la que más sufrió esta eliminación y quien más fuerte levantó la voz porque este equipo debe despertar.

LA DE JIMMY anotó un golazo de media cancha por conducto de Venegas. Generó para aumentar, sufrió con los embates catrachos, el equipo azteca se defiende pero no concreta adelante. Honduras, con una jugada individual, empató, y México fue muy chato al ataque. Esa genialidad de Venegas parecía definitiva, pero… Aparecieron esos fantasmas de siempre. Penales, terminamos con 9 y a pelear medalla de bronce. Los malditos penales.

PREGUNTA: ¿POR QUÉ LOS PENALES?

HASTA EL PRÓXIMO SILBATAZO

fschwartz@oem.com.mx

PD.- Fracasó el futbol en el triunfo del resto de la delegación mexicana.

COLUMNAS ANTERIORES
<