En todos los sentidos

Ya es tradicional que la gran familia del futbol se queje del VAR, no solamente en México; sino, en otras latitudes. Lo que me resulta curioso y llama poderosamente mi atención es el hecho de que, los mismos que lo critican se rasgan las vestiduras cuando existe un torneo en donde no se utiliza.

Para muestra un botón. No es raro escuchar la crítica de que es objeto nuestra área “geobalompédica” cuando se habla del octagonal final rumbo a Qatar 2022, clamando: ¿Cómo es posible que se disputen partidos eliminatorios de Copa del Mundo sin VAR? Pues ¿En qué quedamos?, ¿No que no sirve para nada?

Lo cierto es que resulta casi imposible implementarlo en nuestra zona. Por principio de cuentas los dos únicos países en los que se utiliza la tecnología son: México y Estados Unidos (recordemos que en Canadá no existe liga profesional), en las demás naciones (Panamá. El Salvador, Honduras, Jamaica y Costa Rica) solamente lo conocen de manera anecdótica.

Igualmente, los árbitros de las otras regiones no están capacitados ni acreditados para fungir como Vares y aunque al parecer a principio de año recibieron los gafetes de FIFA, les falta mucho entrenamiento. Sin mencionar que cada estadio, también, tiene que ser certificado y aprobado por el máximo organismo.

Sin embargo, recientemente se anunció con bombo y platillo que las seis últimas jornadas eliminatorias se disputarán con VAR, lo que, por una parte, me parece una misión imposible y por la otra, sería una grave violación a los principios de equidad deportiva que deben existir en una competencia.

Me explico, no se puede, ni se debe, jugar una parte de (cualquier) torneo con VAR y el resto sin él. Pongamos de ejemplo que en la fecha uno le hubiera dejado de sancionar un penal, claro, a El Salvador que le significara la victoria; pero, como no había VAR ….

Continuando con el ejemplo, resulta que en la última jornada existe un penal muy claro, ahora en contra de El Salvador y con auxilio del VAR se sanciona, dejando eliminada a la Selecta ¡Por favor!, ¿De qué estamos hablando? ¡O todos coludos, o todos rabones!

Estoy casi seguro de que no habrá VAR rumbo a Qatar 2022 en CONCACAF. La logística de trasportar todo el equipamiento necesario, por ejemplo, a Jamaica, luce demasiado complicado. Pero, ya sabemos cómo se las gastan. Sería un grave error, un experimento riesgoso que … puede resultar muy costoso … en todos los sentidos.

COLUMNAS ANTERIORES